Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Hoy, elecciones legislativas francesas

La mayoría gubernamental, más cerca de la victoria

En la segunda vuelta de las elecciones legislativas francesas, que decide hoy la composición definitiva de la nueva Asamblea Nacional se considera más probable la victoria de la mayoría gubernamental. El elemento determinante de este escrutinio último lo constituye la transferencia de votos entre comunistas y socialistas en la oposición: si se realizase de manera total y disciplinada, la victoria obtenida por la izquierda en la primera vuelta se repetiría esta noche. La segunda ronda de estos comicios es la más disputada de la V República y la más bipolarizada.

En efecto, de 423 circunscripciones que entran en liza hoy (68 ya fueron provistas en la primera vuelta), nada menos que 409 conocerán un duelo entre candidatos unitarios de la mayoría presidencial y de la oposición de izquierdas. La proporción de «duelos a dos» es, pues, superior al 96%, lo que rebasa ampliamente el récord del 85%, que se alcanzó en las legislativas de 1968.En una sola circunscripción, en Finisterre, habrá una lucha triangular -un socialista, un gaullista, y uno de la mayoría, sin especificar-, mientras que en las últimas elecciones de 1973 hubo posibilidad de elegir entre tres candidatos en 67 circunscripciones.

En sólo cinco casos, la lucha por el escaño en la segunda vuelta se entablará entre candidatos de distintos partidos de la mayoría. Cuatro de ellos tendrán lugar en la regíón parisiense, donde cuatro candidatos de la Unión de la Democracia Francesa (UDF, giscardianos) han sido desautorizados oficialmente por el partido, por no desistir en favor de- un candidato gauilista mejor colocado.

En las ocho circunscripciones restantes, sólo entra en el «ballotage» de hoy un candidato, porque los restantes, o no han alcanzado el 12,5% de votos en la primera vuelta, o han renunciado en favor del. candidato mejor colocado de la misma coalición. Así, esos ocho candidatos únicos pueden considerarse ya elegidos. Cinco son de la unión de izquierda (entre ellos Georges Marchais) y tres de la mayoría presidencial.

Expertos electorales se quejan de la ley de 1976, que introdujo esa barrera del 12,5% como mínimo para participar en la segunda vuelta. Así, en las ocho circunscripciones citadas, cerca de medio millón de electores no tendrán otra opción que quedarse en su casa o votar por el candidato único.

Dentro de la unión de la izquierda representarán a la coalición como candidatos unitarios 245 socialistas, 147 comunistas y veinte radicales de izquierda. En la mayoría quedan en liza 224 gaullistas, 180 de la UDF y dieciocho independientes, que apoyan al presidente. Cinco candidatos no figuran en ninguna de esas formaciones.

Más dificultades en la izquierda

La transferencia de votos dentro de cada una de las coaliciones en favor del candidato mejor colocado depende de la relación de fuerzas descrita, y todos los analistas coinciden en que, dentro de la izquierda, el elevado número de candidatos comunistas creará dificultades, así como, en la mayoría presidencial, el peso de los gaullistas será un handicap para la orientación de la mayoría hacia otras fuerzas, como pretenden los giscardianos.

En el caso de duelos entre candidatos comunistas y gaullistas (84 circunscripciones), la transferencia de votos de los otros partidos de izquierda hacia el representante del PCF se considera más fácil, pero no así en el caso en que el comunista se enfrenta a un representante de la UDF (61 circunscripciones). Un sector considerable de votantes socialistas o radicales de izquierda podría sentirse tentado por votar en esas circunscripciones en favor de un candidato «moderado» de la mayoría, en lugar de hacerlo por el candidato comunista.

Por otra parte, se considera que el escepticismo mostrado por algún dirigente socialista hacia una victoria de la izquierda, así como la decepción mostrada por otros por el comportamiento del PCF antes de la primera vuelta, «desanimará» aún más a los electores socialistas a votar por un candidato comunista en esta segunda vuelta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 19 de marzo de 1978

Más información

  • Segunda vuelta electoral en Francia