Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Manifestación en el "Día del orgullo homosexual"

De cuatro a 5.000 personas -entre homosexuales y simpatizantes- se manifestaron en la tarde del domingo por las Ramblas barcelonesas, con motivo de la celebración del día internacional del Orgullo Homosexual. La concentración estaba organizada por el Front d'Alliberament Gai de Catalunya (FAGC) y una de sus principales finalidades era conseguir la derogación de la vigente ley de Peligrosidad Social.La manifestación fue muy duramente reprimida por la fuerza pública, utilizando numerosas balas de goma y efectuando cargas. Por lo menos tres manifestantes resultaron heridos y fueron retirados en automóviles particulares, según pudo comprobar directamente EL PAIS.

Antes de producirse las cargas de la policía, la manifestación tenía un carácter parcialmente efectivo, gracias al atuendo inefable de numerosos travestis, si bien algunos grupos de tendencia libertaria apedrearon autobuses poco después de iniciada la manifestación, de forma injustificable e incomprensible.

Los manifestantes portaban banderas catalanas, rojas y rojinegras, así como muy numerosas pancartas (unas cuarenta) con leyendas inusitadas. Así, un grupo presumiblemente integrado por lesbianas exhibía una pancarta en la que se leía en catalán: Mujer, es a ti a quien queremos y por ti por quien luchamos. Otras rezaban: Sexualidad no es heterosexualidad, Fuera la ley de Peligrosidad Social, Soy homosexual, soy hermoso. Estaban presentes pancartas firmadas por grupos políticos como Bandera Roja, Acción Comunista, Liga Comunista Revolucionaría y Confederación Nacional del Trabajo.

En las mismas Ramblas, los homosexuales catalanes recordaron a uno de sus antecesores, que fue quemado allí mismo en el siglo XVII. Se trataba de Joan Lloveras, consejero de la Ciutat de Barcelona, quien fue quemado en una hoguera por el delito de homosexualidad. El actual secretario general del PAGC, un intelectual monárquico catalán de renombre, cuya identidad no es pública, utiliza el nombre de guerra de Joan Llovera. Esta persona se encontraba ayer en Nueva York asistiendo a una gran concentración internacional de homosexuales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 28 de junio de 1977

Más información

  • Contra la ley de Peligrosidad Social