El Bayern tropieza en el estreno de Nagelsmann

Los vigentes campeones de la Bundesliga empatan en el partido inaugural ante el Borussia Monchengladbach (1-1), que puso contra las cuerdas al coloso alemán

Kimmich después del partido ante el Borussia Monchengladbach este viernes.
Kimmich después del partido ante el Borussia Monchengladbach este viernes.INA FASSBENDER (AFP)

El día uno de Julian Nagelsmann en el banquillo del Bayern Munich rozó la decepción pero terminó con la sensación de que, con esta base, el coloso bávaro sigue siendo el gran favorito para alzarse de nuevo con el título. El Borussia Monchengladbach desnudó por momentos al campeón de las últimas nueve ediciones en el partido inaugural y el encuentro terminó con empate 1-1, un reparto de puntos justo después de lo visto sobre el césped del Borussia Park

BMOB. MGladbach
B. MGladbach
1
Sommer, Ginter, Joseph Scally, Elvedi, Stefan Lainer, Herrmann (Jonas Hofmann, min. 63), Florian Neuhaus (Bénes, min. 90), Stindl, Christoph Kramer, Hannes Wolf (Keanan Bennetts, min. 71) y Alassane Plea (Marcus Thuram, min. 63)
BAY Bayern
1
Bayern
Neuer, Niklas Süle, Dayotchanculle Upamecano, Josip Stanisic (Bouna Sarr, min. 81), Alphonso Davies, Joshua Kimmich, Sane (Kingsley Coman, min. 74), Gnabry (Jamal Musiala, min. 74), Leon Goretzka, Müller (Choupo-Moting, min. 81) y Lewandowski
Goles 1-0 min. 9: Alassane Plea. 1-1 min. 41: Lewandowski.
Árbitro Marco Fritz
Tarjetas amarillas Stindl (min. 56) y Florian Neuhaus (min. 89)

A pesar de que el Bayern no jugó ni de lejos uno de sus mejores partidos de los últimos años, el jugador más destacado de los dos equipos fue el portero Yann Sommer. El suizo, que fue una de las figuras de la Eurocopa, sacó todo su repertorio de paradas para negar una y otra vez a los bávaros, que golpeaban en arreones pero con la contundencia de un mazo.

Nagelsmann, el fichaje estrella para esta temporada, no sorprendió con el equipo y alineó un once muy reconocible del centro del campo para adelante. Kimmich y Goretzka como el doble pivote, con Müller unos metros por delante y el tridente de delanteros Sané-Gnabry-Lewandowski. Atrás las cosas eran bien distintas, con una zaga inédita en la que entraba Upamecano, recién fichado del RB Leipzig. El portentoso central francés es todo poderío físico pero en ocasiones, esa superioridad le hizo confiarse y cometer errores muy graves, sobre todo en los últimos minutos, que estuvieron a punto de costarle el partido a su equipo.

El Gladbach salió consciente de que esperar atrás noventa minutos al Bayern es un suplicio del que es muy difícil salir con vida y fue a buscarle al centro del campo. Antes de los diez minutos ya habían puesto en apuros a los bávaros en dos ocasiones en la que Neuer salvó a los suyos. Pero a la tercera fue la vencida y tras una pérdida de Kimmich, el balón le llegó a Plea solo ante el portero y el delantero marcó el primer gol de esta edición de la Bundesliga, la primera vez en nueve años que lo hacía un jugador que no fuese del Bayern.

La tradición en la Bundesliga manda que el vigente campeón abra la temporada en el partido inaugural, y en los 59 años de historia del campeonato alemán, nunca había perdido el equipo que llegaba con el título bajo el brazo. Un registro Nagelsmann que no estaba dispuesto a romper en su primer día en el Bayern.

Tardó como una media hora, pero finalmente se activó el rodillo bávaro que acorrala a sus rivales en el área y asedia la portería con disparos y centros desde todas partes. Antes del descanso, Lewandowski, llegó a su cita con el gol y consiguió el empate tras una buena jugada de estrategia. Upamecano arrastró al defensa que estaba en el primer palo y dejó el espacio aclarado para que el polaco rematase a placer el centro con el pie, imposible para Sommer.

La segunda parte fue una muestra de lo temprana que está aún la temporada, con los dos equipos desfondados en pocos minutos. Sommer salvó el primer arreón del Bayern tras el paso por los vestuarios y su técnico dio entrada al que sería el gran agitador de los últimos instantes, Marcus Thuram. El delantero francés retó una y otra vez a su compatriota Upamecano e hizo de él un saco de nervios. En el minuto 80, el central llegó muy acelerado y derribó a Thuram en el área, obligando al árbitro a recurrir al VAR. No se señaló nada pero Upamecano iba a tentar a la suerte una vez más con otra entrada por detrás sobre el delantero en el área tan solo unos minutos después. De nuevo no hubo penalti, y la grada del estadio la tomó con el colegiado, que tuvo que reprender al banquillo del Gladbach.

El camino hacia la décima Bundesliga seguida comienza para el Bayern con algunas dudas pero con una certeza que se mantiene con el paso de los años. Aunque los bávaros hagan un encuentro mediocre, siguen siendo capaces de sacar el rodillo en cualquier momento. Ahora, tocara ver como Nagelsmann va incorporando sus ideas al coloso alemán.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción