Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fran Vázquez: “Nos hemos estudiado las jugadas por el móvil”

El conflicto de las ventanas de la FIBA ha convertido al pívot, de 34 años, en el capitán de una España inédita que este viernes ante Montenegro (20.00, Be Mad) comienza la clasificación para el Mundial

Fran Vázquez, con la selección española
Fran Vázquez, con la selección española feb

Cuando su estirón comenzó a ser inabarcable, Fran Vázquez (Lugo, 34 años) pasó de ser el portero del equipo de fútbol de su colegio en Chantada a probar con el equipo de baloncesto de chicas para aprender a botar y a lanzar a canasta. La cosa funcionó. Comenzó a ganar títulos en 2005 con el Unicaja de Scariolo, fue drafteado ese mismo año por la NBA, conquistó la Euroliga con el Barça en 2010 y, mientras, vivió una relación inconexa con la selección —33 internacionalidades, dos campeonatos y ninguna medalla—. Ahora el conflicto de las ventanas de la FIBA le ha convertido en el capitán de una España inédita que este viernes, ante Montenegro en Podgorica (20.00, Be Mad), comienza el largo camino de clasificación para el Mundial de China 2019.

Pregunta. ¿Cómo le sienta el cargo de capitán de la selección española?

Respuesta. La verdad es que, a estas alturas, no me lo esperaba. La situación es un poco extraña y de lo que se trata ahora es de intentar ayudar y hacerlo lo mejor posible. En cualquier caso, la capitanía es una responsabilidad muy grande; hasta ahora la han ejercido Juan Carlos [Navarro] y Felipe [Reyes] y es un reto.

P. ¿Cómo le llegó la convocatoria?

R. Me llamó Jorge [Garbajosa]. Me dijo que querían contar conmigo para esta concentración; querían que fuera partícipe del grupo sí o sí. Tengo muy buena relación con Jorge y con Sergio [Scariolo] de mi etapa en Unicaja y la verdad que fue fácil. Le dije que me dejara pensarlo un poco porque suponía estar dos semanas fuera de casa y soy una persona muy familiar. Le di varias vueltas a la almohada, pero acabó ganando la ilusión de que mi hijo me viera defendiendo los colores de España. Tiene cinco años y cuando me veía en fotos me decía ‘¿ese eres tú seguro?’. Ahora está ilusionadísimo por verme de rojo.

P. ¿En qué momento está?

R. Llevo dos años en los que me encuentro muy bien y sigo muy ilusionado con el baloncesto. Este es un capítulo más en mi carrera y aquí todos estamos con ganas de demostrar que, aunque no esté la gente que durante estos años ha ganado las medallas, podemos lograr la clasificación para el Mundial.

P. ¿Estuvo cerca de volver a la selección en alguno de los últimos torneos?

R. Estuve muy cerca hace dos o tres años, pero cada uno conoce su cuerpo y sus límites y no me encontraba preparado para venir. Decidía verano a verano, atendiendo a lo que me marcaba mi cuerpo no por nada exterior.

P. ¿Qué le parece el conflicto de las ventanas de la FIBA?

R. A nosotros nos queda hablar en la pista. Los temas burocráticos o políticos los crean los de arriba y los tendrán que solucionar ellos. Es una pena que la gente que ha luchado por esta selección tantos años y ha conseguido tantos éxitos no pueda estar aquí, pero ahora ya no es momento de debates sino de competir.

P. ¿Se le consulta poco al jugador en la elaboración de los calendarios?

R. Sí. Se piensan que somos máquinas y se dedican a ponernos partidos y más partidos. Se nos pone en riesgo por las lesiones y luego también se juega con las ilusiones y los compromisos de los jugadores. Tenemos que acoplarnos a lo que hay y seguir trabajando, pero es una verdadera pena. Espero que se solucione lo antes posible.

P. ¿Jugar estos partidos ante Montenegro y Eslovenia es una oportunidad o un compromiso?

R. Todo. Son dos partidos muy complicados. A los dos equipos le faltan piezas importantes también, pero Eslovenia mantiene a siete u ocho jugadores del bloque que fue campeón de Europa. Tenemos que tener mucha paciencia. Nuestro equipo tiene muchos novatos en la selección, pero a la vez acumulan muchos minutos en la ACB. Los veteranos intentaremos estar ahí si las cosas se ponen feas y calmar los nervios de los jóvenes.

“La UE investiga el conflicto de las ventanas”

La comisaria europea de la Competencia, Margrethe Vestager, anunció que vigilará el desarrollo de las ventanas de clasificación para el Mundial de China 2019 tras la pregunta de un grupo de europarlamentarios a la Comisión Europea. La cuestión planteaba las medidas a adoptar para proteger los derechos de los jugadores a ir con sus selecciones, tras la coincidencia en el calendario de los partidos de la FIBA con los de la jornada de la Euroliga.

“Urge que FIBA y Euroliga lleguen a una solución por el bien de los deportistas y del baloncesto. La Comisión monitoriza de cerca la situación para velar por el respeto a los derechos de los deportistas. Hay abierta una investigación”, contó Vestager.

P. ¿Cómo analiza al grupo tan nuevo que se ha formado?

R. Hay buena mezcla. Los que estuvieron en Benahavís, en la concentración previa al Eurobasket, ya conocen los métodos de trabajo de Sergio [Scariolo] y los nuevos se han adaptado muy rápido. El primer día estábamos todos como tanteando las cosas, pero rápidamente nos hemos conjuntado. Somos todos buena gente y venimos aquí a luchar por los colores de nuestro país. Aquí nadie se siente un descarte, los jóvenes vienen a disfrutar, a ver cómo es esto, a ganarse un hueco y a aprender. Todos querríamos que estuviesen aquí los de siempre, pero no ha podido ser y la ilusión es seguir la línea marcada.

P. ¿Y entre los tres veteranos del equipo, usted, Sergi Vidal y Albert Oliver, que comentan?

R. Con Sergi [Vidal] coincidí en el Europeo de Belgrado en 2005 y ¡12 años después! Aquí estamos de nuevo. Estas cosas pasan a veces. Estamos ilusionados como entonces. Ahora nos toca ejercer un poco de padres, aunque muchos ya tienen mucha responsabilidad en sus clubes. En lo que podemos ejercemos como referentes.

P. ¿Qué le ha pedido Scariolo?

R. Que intente ayudar a la gente a interiorizar rápido todos los conceptos y, dentro de la pista, que sea yo mismo. Que demuestre el jugador defensivo que siempre he sido y en ataque que juegue el pick and roll y siga con mi tirito de cuatro o cinco metros.

P. ¿Hay tiempo para armar un plan o se trata de salvar una situación de emergencia?

R. Antes de los campeonatos suele haber un mes para uniformizar el punto físico y aprender todo poco a poco. Aquí nos mandaron las jugadas por el móvil y a correr. Nos estudiamos los sistemas antes de venir para llegar con una base. Yo estuve repasando el domingo por la noche después del partido de Liga. Todos hemos hecho los deberes porque no hay tiempo de reacción. La base es pensar en la defensa. Si eso lo hacemos bien llegará la fluidez en ataque y saldrán las cosas.

P. ¿Cómo se sentirán si logran la clasificación y luego tienen que dejar paso a los jugadores de NBA y Euroliga para jugar el Mundial?

R. Nuestro objetivo es conseguir la clasificación para poner a España donde se merece y para que todos los que han construido este camino de éxitos puedan pelear por el Mundial en 2019. En dos años pueden pasar muchas cosas y a todos nos encantaría jugar el Mundial. Quién sabe cómo acabará esto.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información