La resaca de la rúa

La Generalitat a una reflexión sobre el consumo de alcohol entre los jugadores durante la fiesta de celebración del título

Muniesa, Bartra y Puyol durante la celebración de la Liga.
Muniesa, Bartra y Puyol durante la celebración de la Liga.MARTA PÉREZ (EFE)

No se cayó el trofeo durante la rúa de celebración por el título de Liga que el pasado lunes recorrió las calles de Barcelona, como le ocurrió a Ramos con el de la Copa del Rey, pero parece evidente que cayeron muchas copas antes y durante el paseo entre algunos componentes de la plantilla azulgrana a tenor de ciertas conductas. En algunos sectores se ha encendido la luz de alarma. Consideran que se ha sobrepasado el límite de lo tolerable. Llueve sobre mojado. Si en anteriores ocasiones fueron Oleguer, Piqué o Messi quienes evidenciaron haber bebido algo más de la cuenta, el lunes fue el capitán Puyol el que dio la nota.

Joan Colom, subdirector general de Drogodependencias de la Agencia de Salud Pública de la Generalitat, manifestó su preocupación por lo que se intuye un exagerado consumo de alcohol: “Puedo entender que es gente joven sometida a mucha presión durante la temporada pero la rúa me pareció un espectáculo de baja calidad”, dijo en RAC-1. “El Barça se utiliza con frecuencia para prevenir el alcohol, el tabaco y las drogas. La gran imagen de la directiva, que prohibió fumar o beber alcohol en el estadio se rompe de manera clara cuando ves la rúa. Creo que se debería de replantear. No ayuda a nadie. Da una imagen negativa incluso para los mismos deportistas”.

Intentamos dar la mejor imagen y a veces no se consigue" Xavi

El alto cargo del departamento de salud de la Generalitat desveló que, con anterioridad, ha enviado notas a la directiva en este sentido y aseguró que le gustaría hacerlo de nuevo para abrir una reflexión sobre si esta “es la mejor manera de celebrar y compartir un título”. Colom dijo que, normalmente, el Barça transmite una imagen “ordenada y humilde que en días como estos se trastoca. Entre todos deberíamos intentar disminuir la tolerancia colectiva al alcohol”.

A la directiva del Barça no parece preocuparle el debate en torno a la forma en que algunos jugadores celebraron el título. “Ha llamado el Director General de Salud Pública, que es el superior de esta persona, y nos ha dicho que no se abrirá ningún expediente ni nos enviará nada. ¿Reflexión? Que ojalá ganemos el próximo año otra vez”, dijo Toni Freixa, portavoz de la directiva. “Estoy orgulloso del comportamiento ejemplar de estos jugadores. No podemos poner el foco en lo que es una anécdota”, dijo por boca del presidente Sandro Rosell.

Xavi fue algo más crítico que el portavoz al juzgar la imagen dada por alguno de sus compañeros, a los que disculpó: “No es nuevo lo ocurrido. Estás en un estado de euforia total, en una fiesta, y aunque intentamos dar la mejor imagen, a veces no se consigue. Me quedo con que la gente disfrutó y lo pasó bien”.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS