Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos bombos deciden los carteles de la Feria de Otoño

Alejandro Talavante lidiará los toros de Victoriano del Río y Adolfo Martín

Sorteo de la Feria de Otoño en la Plaza de Toros de Las Ventas.
Sorteo de la Feria de Otoño en la Plaza de Toros de Las Ventas.

Alejandro Talavante, el torero olvidado por las empresas tras su ruptura con su apoderado Antonio Matilla, y gran protagonista de la Feria de Otoño, lidiará las corridas de Victoriano del Río, el viernes 28 de septiembre, y la de Adolfo Martín, el 5 de octubre.

Esta es la nota más sobresaliente del sorteo celebrado en el patio de caballos de la plaza de Las Ventas para decidir los carteles del próximo ciclo taurino madrileño.

Con un lleno de ‘no hay billetes’, olor a equino y molestas moscas, la fiesta de los toros adoptó una práctica habitual en el mundo del fútbol y la ha convertido en una iniciativa novedosa, innovadora y hasta ‘revolucionaria’, en palabras del presentador del acto, el periodista deportivo -también es casualidad- Roberto Gómez.

En una sesión ‘solemne’, en presencia del notario José Enrique García, una notable representación de toreros, ganaderos y apoderados y muchos aficionados, dos bombos guardaron bolas rojas, blancas y azules, “idénticas en composición y textura”, según explicó el fedatario público.

Las bolas rojas decidieron en primer lugar las dos ganaderías correspondientes a Talavante, y, posteriormente, diez bolas blancas, que guardaban los nombres de los demás toreros, y nueve azules para los toros compusieron el resto de los carteles.

Previamente, la empresa de Madrid, dirigida por Simón Casas, autor de la idea, había contratado cuatro hierros ganaderos y once toreros. Cedió el protagonismo a Talavante, triunfador de la pasada Feria de San Isidro, y eligió a otros triunfadores en esta plaza.

La idea del empresario francés es nueva en el mundo del toro, y aunque los toros y toreros elegidos puedan dar lugar a opiniones contrarias por presencias poco argumentadas y ausencias incomprensibles, es cierto que la idea ha concitado la atención de los aficionados.

El propio Casas, visiblemente emocionado, dijo al final del acto que “la tauromaquia es una liturgia porque manda el misterio, y este es el que hace grande a los toreros”. “Quiero agradecerles a ellos -enfatizó- que tengan los c… de dejar su vida en manos del misterio”, y recibió una sonora ovación, como mandan los cánones.

Los carteles son los siguientes:

Viernes, 28 de septiembre: Alejandro Talavante, Paco Ureña y Fortes (toros de Victoriano del Río).

Sábado, 29. Novillada. Juanito, Pablo Mora y Francisco de Manuel (novillos de Fuente Ymbro).

Domingo, 30. Emilio de Justo, Ginés Marín y Román (toros de Puerto de San Lorenzo).

Viernes, 5 de octubre. Alejandro Talavante, Álvaro Lorenzo y Luis David Adame (toros de Adolfo Martín).

Sábado, 6. Espectáculo de rejoneo. Diego Ventura, en solitario ante toros de seis ganaderías.

Domingo, 7. Diego Urdiales, Octavio Chacón y David Mora (toros de Fuente Ymbro).