Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un nuevo incendio daña la prestigiosa escuela de arte de Glasgow

El edificio histórico, obra del célebre arquitecto el arquitecto Charles Rennie Mackintosh, ya fue arrasado por las llamas en 2014

Bomberos trabajan para apagar el fuego en la sede de la escuela de arte de Glasgow, hoy, 16 de junio. Ampliar foto
Bomberos trabajan para apagar el fuego en la sede de la escuela de arte de Glasgow, hoy, 16 de junio. EFE

Las llamas arrasaron la prestigiosa escuela de arte de Glasgow, en un edificio histórico y obra maestra del arquitecto Charles Rennie Mackintosh, en un incendio declarado el viernes por la noche. Hace cuatro años, la misma sede ya fue devorada por las llamas. El incendio no dejó ningún herido y movilizó a más de 120 hombres, indicaron los bomberos escoceses que fueron alertados cerca de las 23.20 del viernes, hora española, y que el sábado estaban cerca de controlar el siniestro.

"El fuego se extendió muy rápidamente" y "el edificio principal está seriamente dañado", indicó el jefe adjunto de los bomberos, Peter Heath. Sus hombres "tuvieron que hacer un gran esfuerzo en condiciones extremadamente difíciles", subrayó. La escuela se halla en pleno centro de Glasgow, que estaba muy concurrido el viernes por la noche. Varios vecinos tuvieron que ser evacuados.

El edificio histórico, casi centenario, fue diseñado por el arquitecto Charles Rennie Mackintosh (1868-1928), uno de los principales representantes del Art Nouveau, conocido por su gusto por las edificaciones de trazo simple y muebles con ángulos rectos. El conjunto, llamado el "Mack", es uno de los más conocidos de Glasgow.

La primera ministra escocesa Nicola Sturgeon dijo tener "el corazón destrozado". "Esta es claramente una situación extremadamente grave", afirmó en Twitter. "Es una triste mañana para Glasgow", afirmó poco después, aunque se declaró "aliviada" de que no hubiera víctimas, y expresó "su total admiración" hacia los bomberos. "Estamos muy unidos emocionalmente" a este edificio, afirmó el jefe adjunto de los bomberos, quien aludió a un "sentimiento de pérdida", tanto entre los bomberos como entre los habitantes de Glasgow.

Esta misma edificación ya había sufrido un incendio en mayo de 2014, causado por un proyector, y que destruyó la biblioteca de la escuela. Según testigos interrogados por la BBC, esta vez el incendio fue "mucho peor". Tras el incendio de 2014, el presidente de la Sociedad Real de arquitectos británicos (RIAS), Iain Connelly, había calificado el edificio como un "tesoro internacional que refleja el genio de uno de nuestros grandes arquitectos". Su valor "va más allá de Glasgow o incluso de Escocia", afirmó, "es una obra patrimonial de renombre mundial, y su influencia en la arquitectura del siglo 20 es inconmensurable".

Según la agencia Press Association, el incendio de la noche del viernes al sábado se extendió a un campus vecino y a una discoteca cercana. "El 'Mack' estaba en trabajos de renovación desde el último incendio de 2014", explicó un diputado de Glasgow, Paul Sweeney, en Twitter. El edificio es "el más importante arquitecturalmente en Glasgow", "no podemos perder ese edificio", añadió el diputado, "devastado" por la noticia. "Lo mejor que podemos esperar es que se mantenga la estructura de la fachada" y que se haga "una reconstrucción completa del interior" agregó, constatando la magnitud de los daños.

La Escuela de Arte de Glasgow fue fundada en 1845 y ha formado a artistas contemporáneos muy importantes. Tres de sus antiguos alumnos ganaron recientemente el premio Turner: Simon Starling en 2005, Richard Wright en 2009 y Martin Boyce en 2011. El emblemático edificio fue construido entre 1897 y 1909.