Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El País Vasco de Ramiro Pinilla llega a las pantallas

‘La higuera de los bastardos’ inicia su andadura festivalera

Fotograma de 'La higuera de los bastardos', de Ana Murugarren, con Gabino (Marcos Balgañón Santamaría) enterrando a su padre y a su hermano.

“Ramiro no lo tenía claro”, recuerda la directora Ana Murugarren. Ramiro es Ramiro Pinilla, escritor de monumental obra sobre Vizcaya, que solo vio reconocido popularmente su talento al final de su vida, antes de fallecer en Bilbao a los 91 años en 2014. Ganador del Premio Nadal ya en 1960 con Las ciegas hormigas, cuando la editorial Tusquets publicó sus obras —como la trilogía Verdes valles, colinas rojas— el talento de Pinilla obtuvo justa repercusión. “El fenómeno Patria [la novela de Fernando Aramburu] no debería de hacernos olvidar que Pinilla estuvo antes”, asegura la realizadora. E incluso una de sus novelas —la mencionada Las ciegas hormigas— fue adaptada en Alemania en un telefilme, Die blinden Ameisen (1970), “que le dejó muy mal sabor de boca”, asegura Murugarren. “No tenía claro lo de volver a ceder los derechos de otro de sus libros”.

Pero la montadora y directora de Tres mentiras (2014) logró que cambiara de opinión. Cuando ella leyó La higuera, publicada en 2006, le asaltaron rápidamente dos imágenes: “El Simón del desierto de Buñuel subido en su columna y el tío loco subido al árbol en el Amarcord de Fellini. Me sorprendió encontrar, en su negrura, un sentido del humor a lo Azcona que no esperaba, y que fue ganando peso al escribir el guion”. Ese santón es Rogelio, falangista que cada noche sale con sus compañeros a asesinar a cualquiera susceptible de ser rojo en la España de la posguerra civil. Hasta que un día tirotea a un maestro y a su hijo mayor. El hijo pequeño mira con odio a Rogelio, y esa mirada cambiará su vida. El crío entierra a sus dos familiares y encima planta una higuera, planta que cuidará día y noche Rogelio, convertido en una especie de eremita para burla de unos y admiración por su posible religiosidad de otros. “Joaquín Trincado [el productor] y yo conocíamos a Pinilla, y él mismo nos contó que si había una novela que le apetecía ver en el cine era La higuera. Probablemente porque el libro compartía algo de su extraordinario humor socarrón. Yo creo que es algo muy español: la mezcla de comedia y drama”.

Karra Elejalde, en 'La higuera de los bastardos'. ampliar foto
Karra Elejalde, en 'La higuera de los bastardos'.

Murugarren y Trincado han logrado sacar adelante La higuera de los bastardos, que ayer se estrenó mundialmente en el festival Film by the Sea, en Vlissingen (Holanda), especializado en adaptaciones literarias, adonde se ha desplazado el equipo. “Creo que les ha gustado el sentimiento de humanidad de Rogelio, al que solo podía interpretar un actor como Karra Elejalde. Ese falangista no se arrepiente, sino que primero el miedo y luego su propio disfrute como santón hacen que se acomode al lado de esa tumba con árbol”, incide la directora navarra.

 

Memoria histórica

Murugarren no tiene dudas acerca de la maestría del autor de La higuera: “Fue un grande en su sencillez. Así era él. Y ahora creo que se nos olvida que Pinilla escribió el primero sobre aquella gente que mataban y dejaban sus cadáveres tirados en la cuneta. Él escribía para que las nuevas generaciones sepan y recuerden. España es el único país de Europa que no tiene normalizada su memoria y asumidos sus conflictos de la primera mitad del siglo XX. Y por eso sigue siendo un tabú hasta para el cine”.

La película no ha sido fácil de producir, “sobre todo para una compañía independiente”, como la de Trincado. “Ni siquiera el nombre de Ramiro Pinilla le ha parecido atractivo a algunos inversores, lo que subraya la situación actual del cine español. Sin una gran televisión detrás, es muy complicado”.

COMPRA ONLINE 'LA HIGUERA'

Autor: Ramiro Pinilla.

Editorial: Tusquets Editores (2017).

Formato: eBook y tapa blanda (272 páginas).

Por 17€ en Casa del Libro