Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Carmen Thyssen abre un pequeño museo en Andorra

Abrirá sus puertas el 16 de marzo en la planta baja de un antiguo hotel

La baronesa Thyssen visita el stand de Andorra.
La baronesa Thyssen visita el stand de Andorra. EFE

Con sus 75.000 habitantes y sus ocho millones de turistas anuales, el Principado de Andorra es el lugar elegido para acoger la sede del nuevo Museo Carmen Thyssen. Abrirá sus puertas el 16 de marzo en la planta baja del antiguo Hotel Valira, en la parroquia de Escaldes-Ergondany. Su primera exposición se titulará Escenariosy mostrará 26 pinturas de la colección de la baronesa, la mitad de las cuales forman parte de las 430 que en concepto de préstamo se exhiben en la Fundación Thyssen junto a la colección que el Estado español adquirió al barón Thyssen Bornemisza en 1992.

Guillermo Cervera (Barcelona, 1969), conocido repostero y submarinista, será el director artístico de un museo que tiene previsto renovar su exposición, para la que el centro contará con un espacio de 250 metros cuadrados, cada 11 meses, según explicó el propio Cervera durante la presentación del proyecto celebrada el jueves por la mañana en el pabellón de Andorra en Fitur. La baronesa, que visitó la feria el día anterior, no compareció a la presentación del tercer museo bajo su marca. Los otros dos están en Málaga y Sant Feliu de Guíxols (Girona).

Carmen Cervera y su hijo Borja Thyssen residen en Andorra por motivos fiscales. La operación se ha realizado a tres bandas: El Ayuntamiento de Escaldes, que paga el alquiler (unos 6.000 euros al mes); el Ministerio de Cultura andorrano, encargado del mantenimiento y de las actividades (300.000 euros al año); y la Fundación Museo Andorra, en cuyo patronato está presente el Gobierno andorrano, el administrador de la familia Thyssen Jordi Macià y Carmen Cervera y Borja Thyssen como vicepresidentes vitalicios. La puesta en marcha del museo, restauración incluida ha tenido un coste de 960.000 euros.

Primera exposición

Aunque Guillermo Cervera prefiere ser discreto respecto al contenido de la primera exposición —“queremos que sea una sorpresa para los visitantes”—, accedió a explicar que se trata de obras que recorren los principales movimientos pictóricos desde finales del realismo del siglo XIX hasta el hiperrealismo del siglo XX. De las obras de la colección de Carmen Thyssen que se exponen habitualmente en Madrid destacan tres: un lienzo de Gauguin titulado Un huerto bajo la iglesia de Bihorel (1884); Conversación bajo los olivos, pintada por Matisse en 1921 y La cabaña de Trouville, marea baja (1881), de Monet.A largo plazo, asegura Guillermo Cervera, se podrán ir viendo nuevos cuadros de la colección de Carmen Thyssen, tanto de los que se exponen en Madrid como los que ella tiene almacenados en diferentes domicilios. También estudian la posibilidad de colaborar con otros centros tanto nacionales como internacionales.Ante las reticencias que puede suscitar el hecho de que Guillermo Cervera sea más conocido por su talento culinario que por su conocimiento artístico, responde: “Conocí la colección cuando esta se encontraba en Lugano (Suiza). Hace más de veinte años que trabajo con la colección Carmen Cervera y formo parte del patronato del museo de Málaga, además de haber estudiado Museología durante dos años en Londres”.Sobre la idea de abrir un museo precisamente en Andorra, el director artístico explica que la baronesa tiene una relación romántica con el principado. “Vive allí mucho tiempo. ¿Por qué no mostrar allí su colección?”.

Más información