Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sin límites

Es imposible verlo todo. Aunque siempre haya sido así, cada día se hace más complicado abarcarlo, no da tiempo. Hay ofertas por todos los rincones y no sólo en los cines habituales. En las televisiones, plataformas digitales y redes sociales se agolpan largos y cortos, clásicos y filmes nuevos, documentales y películas experimentales sin que uno sepa adónde mirar ni qué consumir. Esta misma semana se ha anunciado ya la convocatoria del quinto festival Márgenes que comenzará el próximo 13 de diciembre. Esta manifestación se celebra gratuitamente por Internet (margenes.org/festival.html), aparte de en algunos locales de España y Latinoamérica, mientras su web mantiene películas de otras ediciones o títulos fuera del certamen que también pueden verse gratuitamente o previo poco pago, depende del caso. Según su campaña, “Márgenes es una plataforma de exhibición y distribución especializada en el cine español e iberoamericano más independiente, arriesgado e innovador”.

Y no hay que olvidar, también en Internet, la plataforma Filmin (filmin.es) y su Atlántida Film Festival, de cine inédito, ya celebrado este año (atlantidafilmfest.com), ni el veterano festival de cortos (jamesonnotodofilmfest.com) recientemente terminado pero cuyas ediciones anteriores aún pueden consultarse en su web, ni Feelmakers.com, de documentales, cortos o cine de animación, ni el argentino Cinevivo.org, de producciones independientes.

En todos los casos se trata de cine joven y novedoso en el que cabe desde lo más ingenioso y relevante a lo más anodino, al igual que sucede con los largos comerciales, faltaría más. Pero merece consultarse… si es que hay tiempo para ello. Las propuestas son interminables, y en esta columna no cabe reseñar todas, ni mucho menos. Husmeando por Internet podrán encontrarse más y puede que mejores, porque no hay límites. Son legión los cineastas emergentes que sueñan con convertirse en profesionales. Por ejemplo, se organiza en Seattle un festival, NFFTY, para directores jóvenes de menos de 24 años, aunque éste es es sólo presencial.

¿Dónde estarán las sorpresas, el hallazgo de nuevos talentos? Podemos ayudar a su descubrimiento ya que en muchos de estos festivales es el publico el que emite su voto. En fin, qué trajín.