Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La novena Fiesta del Cine alcanza su objetivo: dos millones de espectadores

Las películas más vistas han sido 'Marte', de Ridley Scott, y 'Hotel Transilvania 2'

Fiesta del cine
Colas de espectadores en las taquillas de cines Princesa de Madrid en el inicio de la octava edición de la Fiesta del Cine, en mayo.

BALANCE FINAL: La novena edición de la Fiesta del Cine ha alcanzado su objetivo, los dos millones de entradas. Según las cifras provisionales aportadas por la consultora Rentrak, 2.002.546 boletos se vendieron en los tres días. Ayer jueves hubo 711.202 espectadores, lo que mantuvo el bien ritmo de afluencia a las salas del miércoles, el día a priori con más tirón porque a los participantes de este evento se suman los del día del espectador. Con este resultado, la novena edición no alcanza a la séptima, la de los 2,2 millones de entradas, pero remonta el vuelo tras la octava, celebrada en la pasada primavera, y que solo atrajo a 1,6 millones de cinéfilos.

No ha cambiado estos tres días el orden de las películas preferidas por los espectadores, eso sí, y la más vista ha sido Marte, de Ridley Scott, seguida de Hotel Transilvania 2 y El becario. El filme español más visto ha sido Mi gran noche, de Álex de la Iglesia, que está la quinta en el listado.

ACTUALIZACIÓN DEL JUEVES: La Fiesta del Cine vendió 781.286 entradas, según datos de Rentrak. Esta cifra es un 131,5% superior a la conseguida el segundo día de la edición anterior, celebrada el pasado mes de mayo y que tuvo 337.409 personas. La edición acumula 1.278.409 entradas, con lo que es muy complicado alcanzar los dos millones de espectadores en tres días, el objetivo de los organizadores. La película más vista estos dos días es Marte, de Ridley Scott.

ACTUALIZACIÓN DEL MIÉRCOLES: La primera jornada de la Fiesta del Cine vendió 495.368 espectadores, un 53% más que en el mismo día de la edición anterior, la de mayo, pero no iguala los  517.167 espectadores del primer día de la fiesta de noviembre de 2014, la de los 2,2 millones al final de los tres días.

El objetivo son los dos millones de espectadores. Esa es la cifra ansiada por los convocantes –en realidad, todos los sectores de la industria- de Fiesta del Cine. Por ahora, en la web ya hay acreditados 1.510.499 espectadores, un 15,3% más que en la edición de octubre de 2014 y un 42,7% más que la del pasado mes de mayo –el evento es semestral-, la que supuso la fiesta del bajonazo. En esa convocatoria los organizadores pensaban repetir cifras espectaculares como la de la séptima edición, con 2,2 millones de entradas vendidas y se quedaron en 1,6 millones. La falta de títulos que tiraran del resto y el fútbol fueron demasiadas trabas para tres días que se han convertido en el evento cinematográfico del año y que tras su explosión en octubre de 2013, cuando de repente más de 1,5 millones de espectadores saturaron las salas, provocó un debate sobre los precios excesivos –o no, según a quién se pregunte- del cine en España.

Con este evento, organizado por la Confederación de productores audiovisuales españoles (FAPAE), la Federación de Distribuidores de Cine (FEDICINE), la Federación de Cines de España (FECE) y el Instituto de la Cinematografía y de las Artes del Audiovisual (ICAA), se busca fomentar la asistencia a salas de cine como un hábito social y cultural. También hacer negocio, obviamente, porque los dueños de las salas logran grandes resultados en las ventas de palomitas y refrescos, lo que cubre la merma de ganancias por el descuento de la entrada.

El proceso de acreditación se ha simplificado con las ediciones y ahora se hace en la web en segundos. En realidad no tienen que hacerlo ni los registrados previamente ni los menores de 14 años ni los mayores de 60, y con enseñar la acreditación desde el móvil en la taquilla o comprar la entrada por Internet y mostrar el registro en la puerta es suficiente. A 2,90 euros –el precio se mantiene- 356 cines con 3.039 pantallas (más del 95% de las salas) abren sus puertas.

Las lluvias podrían echar atrás al público. También que un título de tanto tirón como Spectre, la nueva entrega de James Bond, espere a llegar a las pantallas el próximo viernes. Más aún, los dos filmes más taquilleros del pasado fin de semana no eran estrenos sino que ya estaban en cartel: Hotel Transilvania 2 y Marte. Así que probablemente la iniciativa empuje la recaudación de las novedades más potentes: El último cazador de brujas, con Vin Diesel; La verdad, con Robert Redford y Cate Blanchett, y Truman, de Cesc Gay con Javier Cámara y Ricardo Darín.

Más información