Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ‘Teoría del duende’ abre sin el legado de García Lorca

El retraso en la entrega de fondos del poeta afecta a la gran exposición del centro granadino

Enrique Juncosa, comisario de la exposición 'Teoría del duende', junto a la obra 'La brecha de Viznar', de José Guerrero. Ver fotogalería
Enrique Juncosa, comisario de la exposición 'Teoría del duende', junto a la obra 'La brecha de Viznar', de José Guerrero. El País

La que iba a ser la gran exposición del Centro Lorca de Granada se ha quedado en una excelente muestra. Teoría del duende, comisariada por el poeta y especialista en arte Enrique Juncosa, no exhibe la prevista selección de manuscritos de la Fundación Federico García Lorca que incluía poemas del Romancero Gitano, Poema del Cante Jondo, Diván del Tamarit o Poeta en Nueva York y páginas de la obras teatrales La casa de Bernarda Alba y Así que pasen cinco años. El legado se ha quedado embalado y a la espera de las negociaciones de la entidad con el consorcio público que gestiona el centro (Gobierno, Junta, Ayuntamiento y Diputación).

Las obras que iban a servir para contextualizar el esperado legado se han convertido en el elemento central de la muestra, que se ha inaugurado este viernes y permanecerá en el Centro hasta el 10 de enero. La colección, que ha costado dos años de trabajo y 370.000 euros) se abre con un facsímil de Juego y teoría del duende, la conferencia en la que Lorca expuso, según detalla Juncosa, el mejor análisis de su propia obra.

A partir de ahí, las salas acogen obras de Salvador Dalí (Naturaleza muerta, un cuadro que perteneció al poeta), Joan Miró, Juan Gris, André Masson, María Blanchard y Pablo Picasso (Retrato de Falla), así como de amigos del poeta como Rafael Barradas, Norah Borges, Ismael Gómez de la Serna o Benjamín Palencia. “Es una celebración de Lorca, del duende y de la poesía”, explica el comisario, quien defiende que la exposición muestra la “universalidad del autor y su vigencia”.

Trabajos inspirados en la obra y la figura del poeta y realizados por Roberto Matta, Robert Motherwell, Cy Twombly y José Guerrero anteceden a otras realizadas expresamente para esta muestra por artistas como Victoria Civera, Francesco Clemente, Iran do Espirito Santo, Joâo Penalva, Jorge Queiroz o Terry Winters.

La imagen dará paso a la palabra con tres mesas de escritores como Eliot Weinberger (Nueva York, 1949), traductor de Octavio Paz y Jorge Luis Borges, entre otros, y Adam Zagajewski (Ucrania, 1945), un candidato al Premio Nobel y miembro de la Nueva Ola Polaca. Les seguirán el filósofo Umberto Pasti y los escritores Bernardo Carvalho (Río de Janeiro, 1960) y Romesh Gunesekera (Sri Lanka, 1954).

Además, en el teatro se proyecta Un perro andaluz, de Luis Buñuel, y en las salas, Viaje a la Luna de Frederic Amat.

Todas las obras configuran una importante muestra marcada por las infructuosas negociaciones, "a todos los niveles", según el Ayuntamiento, para cumplir el acuerdo que convertirá al Centro Lorca en el más importante complejo documental y artístico del poeta.

El diálogo está afectado por la querella por falsedad y apropiación indebida presentada por Laura García Lorca contra el exsecretario de la Fundación García Lorca, Juan Tomás Martín, así como por los sobrecostes y retrasos en la creación del Centro.