Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Diccionario Biográfico Español, revisado una vez que se termine

La Real Academia de Historia valorará las aportaciones de la Comisión tras la última edición prevista

Ejemplares del 'Diccionario biográfico español'.
Ejemplares del 'Diccionario biográfico español'.

El subsecretario de Educación, Cultura y Deporte, Fernando Benzo, ha avanzado este martes que la Real Academia de Historia valorará las aportaciones de la Comisión encargada de valorar el Diccionario Biográfico Español una vez finalizada la edición definitiva. Dicha comisión ya propuso la redacción complementaria de 10 entradas, la revisión parcial de otras seis y matizaciones en una treintena relativas a políticos, militares y personajes de la jerarquía eclesiástica que se inscriben en los primeros 25 volúmenes (hasta la letra H) en los que han revisado 447 biografías.

En este sentido, las actuaciones propuestas por la Comisión para los 25 tomos, que son los que ya están impresos, se materializará en forma de un adenda y otras se incorporarán a ediciones posteriores de la obra. En estas adendas deberá constar: los principios generales que han informado la actuación de la Comisión; una Fe de erratas con los errores cronológicos; un recordatorio con las denominaciones homologadas, entre ellas porque se ha utilizado 'Ejército Popular' para denominar a las tropas republicanas, ya que así se autodenominaban, y por el mismo principio de autodenominación, unificar el término Ejército Nacional para designar a las fuerzas contrarias.

"La Real Academia de Historia está en una tarea de mejora constante, y ya ha comunicado al Ministerio que estas revisiones serán realizadas una vez finalizada la edición definitiva, como suele ocurrir en estas obras de tipo académico. La Academia aún no ha publicado los 50 tomos, así que cuando se presente la obra completa en papel se harán las revisiones y actualizaciones", ha planteado el subsecretario.

En esta línea, ha señalado que el proceso de revisión "se está desarrollando en el ámbito académico". "El Gobierno controla de manera escrupulosa la justificación del empleo de las subvenciones a la Academia, exigiendo los documentos correspondientes, pero no interviene en la edición de los contenidos", ha resaltado.

Asimismo, ha dicho que el Gobierno "respeta la independencia científica de la Real Academia, igual que todos los Gobiernos desde 1999, fecha en que se iniciaron estos trabajos", y ha agregado que "no corresponde al Gobierno elegir autores, ni ejercer censura previa de borradores, ni marcar los plazos para su publicación". "Tenemos que dejar trabajar a los historiadores con el tiempo necesario para alcanzar el rigor deseado", ha sentenciado.

Más información