Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El partido de Cascos destituye al director del Festival de Cine de Gijón

José Luis Cienfuegos recibe la noticia media hora antes del anuncio público de su sucesor, Nacho Carballo, exayudante de dirección de Garci

"No quiero hacer ninguna declaración, estos días convocaré a los medios y presentaré un balance con cifras". José Luis Cienfuegos, el hasta hoy director del Festival de Cine de Gijón no ha querido evaluar la decisión de su destitución, decisión adoptada por el Ayuntamiento de Gijón (organizador del festival) cuya alcaldesa, Carmen Moriyón (de FORO) llegó al poder gracias al apoyo municipal del PP.

Por vía telefónica, un lacónico Cienfuegos (que dirige el festival desde 1995) se ha limitado a indicar que las cifras de balance del festival son "impecables" y no ha querido pronunciarse sobre si su salida de la dirección de una de las citas imprescindibles del cine independiente en España se debe a motivaciones políticas. Su sucesor es Nacho Carballo, autor de cortos y ayudante de dirección de José Luis Garci.

El concejal de Educación y Cultura de Gijón, Carlos Rubiera, ha realizado el anuncio, según informa el diario El Comercio, durante una rueda de prensa en la que ha estado acompañado de Carballo y de la gerente del Teatro Jovellanos, María Teresa Sánchez. La responsable de la institución cultural ha señalado que este 50 aniversario es la ocasión "propicia" para abrir un nuevo ciclo en la historia del festival y que sirva de escaparate y proyección al mercado audiovisual asturiano. Según él, este certamen, junto a la primera edición del festival Arco Atlántico, serán los dos pilares culturales de la proyección nacional e internacional de Gijón.

Carballo ha destacado que es un hombre de cine dispuesto a volcar su experiencia y entusiasmo para conseguir estos objetivos de un proyecto ambicioso e ilusionante pero a la vez realista. Y aunque ha resaltado que confían plenamente en su capacidad y talento, ha adelantado que le exigirán una gestión "rigurosa" de los recursos públicos y orientada a intereses de los ciudadanos y a la proyección exterior de la ciudad. "Te pedimos que hagas más, con menos", ha apostillado.

El cineasta ha agradecido también la confianza puesta en él y la labor del equipo que ha trabajado en el festival estos años, al que ha tendido la mano por si quieren seguir colaborando en el certamen. Además, ha advertido que no solo no vienen a romper con el tipo de festival que había, sino que vienen a potenciarlo, aunque con un nuevo punto vista y temáticas, "huyendo del personalismo" y abierto a todo tipo de públicos, no sólo una audiencia "selecta e inteligente", como se le denomina.

Un festival más asturiano

Carballo ha pedido la complicidad de la sociedad asturiana y ha abierto la puerta a cualquier empresa que pueda participar sin ningún tipo de discriminación. El objetivo, a su parecer, es que el certamen sirva de vehículo propulsor fuera de Asturias de una producción audiovisual regional de la que ha dicho no debe uno avergonzarse. De hecho, ha apelado a la deuda del festival con los productores asturianos.

Entre las novedades, habrá una primera gala de Asturias y un mercado audiovisual asturiano, donde estarán tanto los que viven en el Principado como los que trabajan fuera para poner en común ideas que ayuden a sacar al sector de la "pésima" situación que vive. En su equipo, además, estarán Jorge Iván Argiz, Jaime Vega -administrador y precursor del mercado asturiano-, Jesús Parrado -coordinador de ciclos- y Juan José Plans -comisario exposición aniversario y exdirector del certamen-.

Ha apuntado, además, que aunque no es una prioridad, habrá alfombra roja, ya que no es incompatible con un festival independiente y es un revulsivo traer a gente conocida para rentabilizar el certamen. Se quiere, también, incorporar una nueva sección de cine internacional, pero también producciones televisadas, 3D y la animación digital. "Siempre he sido un soñador y me creo este sueño", ha dicho Carballo.

La noticia de la destitución de Cienfuegos se produce semanas después de otras medidas adoptadas por FORO, el partido de Francisco Álvarez-Cascos (presidente del Principado), como el relevo en la gestión del Centro Niemeyer o la revisión de las condiciones para celebrar la Semana Negra de Gijón, certamen de novela policíaca.