El coherente ejemplo de los Gutiérrez Caba

Los hermanos reciben en Almagro el Premio Lorenzo Luzuriaga "en reconocimiento al trabajo de una saga familiar en el mundo del teatro"

Los hermanos Gutiérrez Caba, Julia y Emilio , representantes de una de las familias de actores más sólidas y legendarias de nuestro país, recibieron anoche en el marco del festival de Teatro Clásico de Almagro el premio Lorenzo Luzuriaga que desde hace nueve años se entrega coincidiendo con el curso de teatro que organiza FETE-UGT en colaboración con el Museo Nacional del Teatro.

El galardón, que en ediciones anteriores ha recaído en profesionales como Juan Diego, Pilar Bardem, Mary Carrillo, Concha Velasco y Miguel Narros, entre otros, fue especialmente agradecido por los hermanos Gutiérrez Caba, porque se les concedía "en reconocimiento al trabajo de una saga familiar en el mundo del teatro".

"Me siento especialmente afortunada porque se me entregue en esta ciudad que siempre se asocia con el teatro y por el hecho de que sea no sólo para nosotros, sino para toda la familia, cosa que me emociona mucho", señaló la actriz, hija de Emilio Gutiérrez e Irene Caba Alba, sobrina de Julia Caba Alba, hermana de Emilio e Irene, tía abuela de Irene Escolar y perteneciente a una cuarta generación de cómicos españoles que nació en el siglo XIX. "Imaginemos como debían luchar para hacer teatro en aquellas épocas, de no ser así no estaríamos aquí, no sólo como seres humanos, sino como profesionales, porque hablamos de varias generaciones de hombres y mujeres que vieron nacer a sus hijos donde pudieron y fueron enterrados donde tocaba", apuntó Julia quien recordó que en su familia cada uno nació en una ciudad distinta y los suyos están enterrados por cementerios de toda España.

Su hermano Emilio contestó a una pregunta que le hacen muy a menudo en las entrevistas: "¿Qué cómo elijo mis trabajos? Pues depende de la cuenta corriente, y lo que digo puede parecer pesetero, pero resulta que a Al Pacino le pasa lo mismo, es algo común en los actores, no sé si le pasa a Mario Conde, pero me consuela saber que tengo más que ver con Pacino que con Conde, a fin de cuentas cuando escriba un libro será contando mis experiencias teatrales y no carcelarias". En cuanto al premio se sentía feliz porque estaba dedicado a su familia y porque era en el contexto de un curso de gente que ama el teatro.

La presencia de estos dos mostruos de la escena tenía especialmente contento al director del Museo Nacional de Teatro, Andrés Peláez, quien señaló que eran unos profesionales a los que les iba como anillo al dedo que el premio estuviera relacionado con el mundo de la educación: "El trabajo de ambos es un absoluto ejemplo a seguir, tanto por la coherencia que han demostrado, como por la honradez de toda su trayectoria; algo que tiene que servir de ejemplo no solo a los actores, sino a los espectadores". El premio se enmarca en el curso Teatro Popular en España, en el que se analiza desde el sainete hasta el circo, pasando por el cabaret o la zarzuela. "Hemos tenido empeño en que se dedique al teatro popular y a esas formas del teatro que han sido fundamentales para captar espectadores; porque quizá no aparezca el día de mañana en ningún manual de literautra dramática la actriz Lina Morgan, pero hemos de reconocer que ha llevado mucha más gente al teatro que el catedrático Felipe Pedraza de la Universidad de Castilla-La Mancha", comentó Peláez.

Lorenzo Luzuriaga (Valdepeñas, 1889 - Buenos Aires, 1959), fue un prestigiado pedagogo, alumno y maestro de la Institución Libre de Enseñanza que se exilió en Gran Bretaña y Argentina tras la Guerra Civil Española. En 1947 denunció ante la UNESCO el "genocidio cultural que se había hecho en la España franquista".

Julia y Emilio Gutiérrez Caba, en el Museo del Teatro de Almagro ante los trajes que llevaron su abuela, Irene Alba y su madre, Irene Caba Alba.
Julia y Emilio Gutiérrez Caba, en el Museo del Teatro de Almagro ante los trajes que llevaron su abuela, Irene Alba y su madre, Irene Caba Alba.GUILLERMO CASAS

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS