Traca final para 204 horas de fiesta

El 'Pobre de mí' pone el punto final a los Sanfermines 2010

Miles de personas se han reunido esta medianoche en la plaza del Ayuntamiento de Pamplona para decir adiós a los sanfermines 2010, donde, como manda la tradición, han portado velas encendidas y han entonado el emotivo Pobre de mí. Nueve días después de que el presidente de la comparsa de Gigantes y Cabezudos, Mari Ganuza, lanzara el chupinazo en el mismo lugar, la fiesta ha llegado a su fin. Atrás quedan 204 horas de fiesta ininterrumpida, en la que la música y la alegría han llenado las calles de la ciudad. El buen tiempo, los diversos homenajes a la Comparsa en su 150 aniversario, la conquista del mundial de futbol y la ausencia de incidentes de relieve han marcado toda esta semana larga en la capital navarra.

Poco antes de que en el reloj del Consistorio sonaran las doce de la noche, la alcaldesa de la ciudad, Yolanda Barcina, se ha dirigido a los presentes a los gritos de "pamplonesas, pamploneses, se han terminado las fiestas de San Fermín". En su último acto como primer edil en unos sanfermines, Barcina se ha despojarse del pañuelo rojo y ha animado a los congregados con un "ya falta menos, ya falta menos para que el próximo 6 de julio, a las doce, todos podamos gritar de nuevo ¿Viva San Fermín! ¿Gora San Fermín!".

Seguidamente, la traca anunciadora del final de las fiestas ha sido recibida por un público que ya con el 'pañuelico' rojo en las manos, entonaba el 'Pobre de mí, pobre de mí, se han acabado las fiestas de San Fermín'. Minutos después de las 12, la alcaldesa ha realizado un balance positivo de fiestas en el que ha subrayado que estos han sido los sanfermines más internacionales que se recuerdan "porque el pañuelo rojo ha sido el más universal y ha llevado la suerte a la selección española de fútbol".

Así, el Pobre de mí ha puesto el punto final a una jornada llena de despedidas. El último encierro con toros de Jandilla fue el más peligroso y con más heridos de todas las fiestas, con un total de 11 trasladados, cuatro de ellos heridos por asta. Los encierros de los Sanfermines de 2010 han terminado con un total de nueve heridos por asta de toro y con otros 28 traslados hospitalarios por diferentes contusiones, fracturas o traumatismos. Las cornadas se registraron el día 8, con toros de Cebada Gago, el día 9 (Fuente Ymbro), el día 11 (Miura), el día 13 (El Pilar) y el día 14 (Jandilla).

Además, a media mañana se celebró la "octava" en honor de San Fermín. Este multitudinario acto religioso dio paso después a otro no menos emotivo, el último recorrido por las calles del Casco Viejo de la Comparsa, que finalmente se despidió hasta el próximo año en la plaza del Ayuntamiento, adonde cientos de niños acudieron para decirles adiós. Después, la última corrida de la Feria del Toro, los últimos bailes de las peñas y la última colección de fuegos artificiales. Según las primeras estimaciones, la crisis económica se ha dejado notar, ya que este año Pamplona ha recibido menos visitantes que en anteriores ediciones.

Lo más visto en...

Top 50