Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un nuevo Bolaño, zombies y plataformas digitales en Francfort

El representante del escritor chileno fallecido, hace pública la existencia de una segunda novela póstuma en la feria del libro alemana

El chileno Roberto Bolaño dejó tras su muerte una habitación bastante cargada de carpetas con originales que nunca se cansaba de pulir. Así, el año pasado, la agencia de Andy Wylie, que estrenaba su representación, sacó en plena Feria del Libro de Francfort, y gracias a la colaboración de la viuda del escritor, Carolina López, la novela póstuma El tercer Reich (que publicará Anagrama en 2010). Exactamente los mismos protagonistas dieron ayer de nuevo la enésima sorpresa. Ahora, el tan temible como odiado agente anuncia Los sinsabores del verdadero policía.

"No sabía nada hasta el pasado viernes, cuando la agencia me pasó un resumen; mañana [por hoy] tengo un encuentro con Wylie para saber cómo está el tema, porque cada vez pide más dinero", aseguraba ayer Jorge Herralde, que ha editado en Anagrama casi toda la obra de Bolaño.

Poco se sabe de la nueva novela, sólo que está inconclusa. Según López, se trataría de la que durante 13 años Bolaño fue perfilando entre la escritura de dos de sus grandes títulos: Los detectives salvajes y 2666. Al parecer, el obsesivo y puntilloso escritor habría organizado sus papeles dispersos en carpetas, en algunos casos puliendo y uniendo los fragmentos con miras a una narración como un todo. Por eso, en una especie de giro de calidoscopio, aparecen de nuevo muchos de los personajes e historias presentados ya en 2666. Así, en la futura obra, se sabrá el origen de la saga de las Expósito, las mujeres adivinadoras, que empezó cuando la primera, María, fue violada por el soldado que también violó a Rimbaud. O que Amalfitano (protagonista de la segunda parte de las cinco de 2666) se vio obligado a dejar Barcelona para evitar un escándalo sexual. Y, claro, un protagonista escritor que no puede acabar su gran obra. O sea, sexo, poesía y simbología en el más puro, al parecer, estilo Bolaño.

Entre vampiros y zombis

El escritor acaparó así parte de la atención de una feria en la que la moda temática de los vampiros que empezó el año pasado se ratifica y amplía hacia los zombies, los ángeles caídos y las brujas. Un ejemplo es The discovery of witches, de Deborah Harkness, uno de los libros de la feria y paradigma del momento, con el que se ha hecho Suma: una mezcla de elementos de Harry Potter, Dan Brown y saga vampírica a partir de una joven historiadora que desciende de una familia de brujas, se enamora de un vampiro y encuentra un libro mágico. El otro está por vender en papel, porque los productores de la best-seller juvenil Stephenie Meyer ya la tienen para el cine: Warm bodies, de Isaac Marion, donde el protagonista, R, es ya un zombie lleno de amor y humor negro.

Y todo ello es compaginable con el huracán del libro digital, que ayer vivió otros dos episodios: durante 24 horas, la gran plataforma digital del sector del libro alemán, libreka!, dejó que se descargara gratuitamente Atemschaukel, la última novela de la flamante Nobel Herta Mueller. Y Google también trabaja ya en la suya: Google Editions.