Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

De un vídeoclip a la carrera de los Oscars

Penélope Cruz se convierte en la primera actirz española candidata a un 'oscar' en interpretación

Se lleve o no a casa el Oscar a mejor actriz, Penélope Cruz ha hecho hoy historia al convertirse la primera española candidata al óscar por un trabajo interpretativo en castellano. Nacida en San Sebastián de los Reyes (Madrid) el 28 de abril de 1974, fue bailarina y presentó programas de televisión antes de iniciar una carrera como actriz que la ha llevado a Hollywood.

Hija de un comerciante y una peluquera, desde niña se sintió atraída por la interpretación pero, según ha contado ella misma, lo decidió tras ver ¡Átame!. Desde entonces, su gran sueño sería trabajar con Pedro Almodóvar, director que le ha dado sus mejores papeles y que la ha llevado a la carrera por los Oscar de la mano de Raimunda, la protagonista de Volver.

Dejó la escuela a los 15 años, estudió nueve años de ballet clásico en el Conservatorio Nacional de Madrid, cuatro años de mejora de la danza en la Escuela Cristina Rota en Nueva York y tres años de ballet español con Ángela Garrido. También aprendió jazz con Raúl Caballero.

Su primera aparición fue en el videoclip La fuerza del destino de Mecano, donde para el que fue seleccionada entre más de 200 chicas. Años más tarde, se convirtió en la novia de Nacho Cano, papel que interpretaba en el videoclip. De ahí, pasó a presentar el programa para jóvenes La quinta marcha, en la misma época de Jesús Vázquez.

En 1992, rueda su primera película, Jamón, Jamón, a la órdenes de Bigas Luna, que la lanzó como toda una sex simbol. Su segundo filme fue la memorable Belle Époque, de Fernando Trueba, que ganó el Oscar a la mejor película extranjera en 1993.

El momento más crucial de su carrera se produjo en 1997, cuando protagonizó Abre los ojos, de Alejandro Amenábar, junto a Eduardo Noriega. Más tarde, interpretó el mismo papel de Sofía en el remake de esta película para el mercado estadounidense, que se tituló Vanilla Sky. Su compañero de reparto y productor del filme fue Tom Cruise, con el que inició un noviazgo que acabó con una buena amistad.

Ese mismo año, 1997, Almodóvar la llama para Carne trémula. Actriz y director se convierten en grandes amigos y vuelven a colaborar en Todo sobre mi madre (1999), película ganadora del Oscar a la mejor película extranjera. En 2000, dio el salto a Hollywood y actuó junto a Matt Damon en All the pretty horses. En 2004 llegó uno de sus mejores trabajos, la italiana No te muevas, por la que logró el premio David de Donatello a la mejor interpretación femenina en los galardones del cine italiano y fue candidata al Premio Goya a la mejor actriz.

La última colaboración entre Pedro Almodóvar y la actriz es Volver (2006), que le dio el premio a la mejor interpretación femenina en el Festival de Cannes de 2006 (compartido con el resto de actrices del filme: Carmen Maura, Chus Lampreave, Lola Dueñas, Blanca Portillo y Yohana Cobo). Ahora, la ha puesto en la carrera de los Oscars