Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Albert Boadella: "El nacionalismo catalán es incompatible con la democracia"

El dramaturgo catalán asegura haber sufrido represalias laborales desde que fundó el movimiento contra el nacionalismo Ciutadans de Catalunya

El dramaturgo Albert Boadella, siempre sin pelos en la lengua, ha opinado hoy que el nacionalismo catalán se ha hecho "incompatible" con la democracia. Boadella hizo estas declaraciones durante una conferencia titulada "La originalidad catalana", en la que aseguró haber sufrido represalias por participar en el movimiento contra el nacionalismo Ciutadans de Catalunya.

Boadella comenzó criticando al ex presidente de la Generalitat Jordi Pujol, al que responsabiliza de "avivar el fuego del resentimiento", y concluyó con esta reflexión: "El nacionalismo catalán no acepta la realidad, es un mundo virtual, la Cataluña real no le interesa". El nacionalismo ha contagiado a gran parte de la ciudadanía su "epidemia" de "paranoia", dijo.

Y es que, como siempre, Boadella no se cortó ni un ápice: "A costa de intervenir en la lengua, la historia, los medios de comunicación y la cultura, el nacionalismo catalán se ha convertido en "incompatible" con la democracia. Ha hecho que muchos de sus conciudadanos estén enfermos", añadió.

El fundador de la compañía El Joglars ha explicado las razones que le llevan a pensar así: "La democracia y el nacionalismo son cosas, en el caso de Cataluña, incompatibles. Se vive bien en Cataluña, la gente es amable, aunque no demasiado, y uno puede vivir muy bien siempre que no se enfrente al régimen, como con Franco; y si uno se coloca en medio, la respuesta del régimen no es tan grave como en la dictadura, pero puede sufrir consecuencias en el ámbito profesional, una especie de muerte civil", dijo el dramaturgo en su conferencia.

Entonces, el dramaturgo catalán ha admitido haber padecido represalias profesionalesdesde que se implicó en la creación de Ciutadans de Catalunya. Después le ha echado un poco de ingenio al asunto: "Las comunidades enferman igual que las personas. Hay gente que se cree Napoleón y hay comunidades que repentinamente se consideran nación".

El director de Els Joglars cree que el concepto nación aplicado a Cataluña "se ha inventado" en Cataluña porque hace dos años las encuestas reflejaban muy poco respaldo popular a la denominación "nación" para Cataluña y, poco después, el apoyo fue incrementado considerablemente. A este "delirio", apuntó, han contribuido "de forma vergonzosa" los medios de comunicación. "Hay sumisión de los medios al régimen" nacionalista, apostilló, ni corto ni perezoso.

"Posiblemente el servicio meteorológico -de la televisión pública catalana- es el que hace mejor servicio, ya que detrás del presentador, y durante diez minutos, aparece en pantalla el mapa del imperio, que empieza por el Norte en Perpignan y acaba por el Sur rayando con Murcia", ironizó.