Balance de temperaturas de la última década en España: 79 récords de frío y 1.430 de calor

Este otoño ha sido más cálido de lo habitual por décimo año consecutivo, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología

Una mujer bajo el arco iris, el pasado viernes sobre Pamplona.
Una mujer bajo el arco iris, el pasado viernes sobre Pamplona.Iñaki Porto (EFE)

Un año más, y ya van 10 seguidos, este otoño ha sido más cálido de lo normal, con una temperatura media sobre la España peninsular de 14,8 grados, 0,5 por encima de la media de la estación (la referencia es la media del periodo entre 1981 y 2010). Además, ha sido seco, con un 14% menos de precipitación. Para el invierno, se espera más de lo mismo, una continuación del otoño con temperaturas cálidas y poca lluvia, ha vaticinado este jueves el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Rubén Del Campo, durante la rueda de prensa estacional, en la que ha aprovechado para hacer balance de la década que acaba, en la que se “agolpan los récords cálidos”.

Aemet ha analizado los récords de temperatura registrados de 2011 a 2020 en 80 estaciones de todo el país, que disponen de al menos 40 años de datos acumulados. El resultado han sido 1.509 efemérides, de las que 1.430 fueron récords cálidos y tan solo 79 fríos, es decir, el 95% de los récords que se registran en España son cálidos y tan solo el 5% fríos. “Por cada récord frío en la última década en nuestro país se han producido 18 récords cálidos”, ha subrayado el portavoz.

AEMET

A nivel mundial, también se han sucedido las cotas cálidas: septiembre y noviembre fueron los más cálidos en el planeta desde que hay datos y la extensión de hielo marino en el Ártico fue la menor para un mes de octubre ―y la segunda menor para un mes de septiembre y noviembre―, desde que empezó a analizarse en 1979. En Europa, este otoño ha sido el más cálido desde 1880 y muy posiblemente el año acabe siendo declarado el más cálido en Europa y quede entre uno de los tres años más cálidos en todo el planeta. A espera de los valores que se produzcan en los 15 días que quedan para que entrar en 2021, puede quedar incluso en el primer puesto mundial, por delante de 2016. En España, 2020 es, hasta mediados de diciembre, el más cálido de la serie histórica.

Todos estos datos son “sin duda” evidencias del cambio climático, que tienen impactos tangibles en la salud. Meteorología destaca, por ejemplo, que la mortalidad asociada al calor en personas mayores de 65 años se ha duplicado en las últimas dos décadas, según The Lancet.

Volviendo a este otoño y a España, ha sido el decimoséptimo otoño más cálido desde 1961 y el octavo más cálido y más seco desde el comienzo del siglo XXI. Por zonas, fue cálido o muy cálido en la mitad oeste y en las regiones del litoral mediterráneo, mientras que fue normal en amplias zonas del interior de la mitad este peninsular, incluso ligeramente frío en puntos de Castilla-La Mancha. En Baleares resultó entre normal y cálido, mientras que en Canarias fue muy cálido.

La información es la primera herramienta contra el cambio climático. Suscríbete a ella.
Suscríbete

Por meses, septiembre fue normal, pero le siguió un octubre “raro”: el primero frío de la década y con heladas “muy raras” para esa altura del año, aunque en las décadas pasadas sí eran “frecuentes”. Noviembre fue en cambio “muy cálido” con anomalías positivas que en algunos puntos han llegado a ser de cuatro grados. Pese a la sucesión de hasta cuatro episodios veraniegos como el del 10 al 17 de septiembre, con 38 grados en la estación de Sevilla aeropuerto, también se han sucedido algunos fríos, como los de las borrascas Odette y Álex. El verano que lo precedió también fue muy cálido, 0,9 grados por encima de lo normal, lo que lo convirtió en el sexto consecutivo con temperaturas por encima de los valores normales.

Las lluvias se han quedado en general un 14% por debajo de la media, con una precipitación media sobre el conjunto de España de 173 litros por metro cuadrado, pero ha habido grandes contrastes: mientras que fue húmedo o muy húmedo en el centro y suroeste peninsular, cantábrico oriental, centro y norte de la Comunidad Valenciana y en puntos del noreste de Cataluña, resultó seco o muy seco en el sureste y en zonas de Andalucía, Castilla-La Mancha, Galicia, Asturias, Navarra, Aragón e interior de Cataluña.

El invierno astronómico, que comenzará el lunes a las 11.02 hora peninsular española ―a efectos meteorológicos la estación arranca el 1 de diciembre― y durará 88 días y 23 horas, se prevé más cálido que la media en toda España y también más seco, sobre todo cuanto más al oeste del país. La tendencia prevista es que los valores medios en la Península y en Baleares se sitúen al menos 0,7 grados por encima de lo normal. En algunas zonas “incluso más”, por ejemplo en puntos del noreste peninsular. El invierno pasado en España fue el más cálido registrado en lo que va de siglo, con 1,8 grados por encima de lo normal. En cuanto a las precipitaciones, existe una mayor probabilidad de que este invierno sean inferiores en las Islas Canarias y en toda la península Ibérica, con mayor probabilidad cuanto más al oeste.


Para conocer las noticias más importantes de Clima y Medio Ambiente de EL PAÍS apúntese aquí a nuestra newsletter semanal.

Siga la sección de Clima y Medio Ambiente en Twitter y Facebook

Sobre la firma

Victoria Torres Benayas

Redactora de la sección de Madrid, también cubre la información meteorológica. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, cursó el máster Relaciones Internacionales y los países del Sur en la UCM. En EL PAÍS desde el año 2000, donde ha pasado por portada web, última hora y redes, además de ser profesora de su escuela entre 2007 y 2014.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS