EL TIEMPO

La noche más fría, con temperaturas de diciembre en octubre

Los termómetros bajan hasta -9,1ºC en Lleida, -5.7ºC en Ávila y -4.6ºC en Guadalajara, unos valores entre 5 y 10 grados por debajo de lo normal para la época del año

Luis, un agricultor que vive en Torquemada (Palencia), ha escrito en su limpiaparabrisas la temperatura que hacía al coger su coche esta mañana.
Luis, un agricultor que vive en Torquemada (Palencia), ha escrito en su limpiaparabrisas la temperatura que hacía al coger su coche esta mañana.

Un frío que pela, impropio de octubre. Eso es lo que ha hecho esta noche en España, donde el jueves ya se registraron temperaturas mínimas “tan bajas" que en realidad serían las “habituales de diciembre” y este viernes todavía más, con cuatro grados menos en ambas mesetas y en puntos del norte y este, contextualiza Rubén del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Todos los valores de la tabla de las 10 temperaturas mínimas más bajas de este viernes superan los -4 grados, con dos picos del Pirineo de Lleida en lo más alto, -9,1ºC en Cap de Vaqueira y -8,3ºC en Port Ainé, seguidos de -5ºC en Puerto El Pico (Ávila).

Ya en zonas habitadas destacan las heladas contundentes de Cuéllar (Segovia) con -5,5ºC, -4,9 en Sanabria (Zamora), -4,9ºC en Morón de Almazán (Soria) y -4,6 en Sigüenza (Guadalajara). "Más de 130 de las 800 estaciones automáticas han registrado temperaturas bajo 0º. Estos valores están entre 5 y 10 grados por debajo de lo normal para la época en buena arte de España: Castilla y León, Castilla-La Mancha y Aragón”, añade Del Campo que, no obstante, aclara que parece que no se ha producido ningún récord, aunque ese dato se conocerá el sábado. El jueves ya se registraron heladas en 50 estaciones, pero la mínima más baja se quedó en -7,9ºC en Port Ainé.

“La mínima más fría respecto a lo normal se ha registrado en Calamocha (Teruel), -3,3ºC, casi 10 grados menos que la habitual”, detalla Del Campo, que recuerda que esta localidad del polo del frío español ostenta el récord de la temperatura más heladora marcada en una zona poblada de España, -30ºC en 1963. Con todo, son temperaturas raras, pero no extraordinarias. “En octubre 2013, Calamocha bajó a -4,3ºC”, puntualiza el meteorólogo, para destacar, eso sí, que estamos a día 16. “Para encontrar una noche tan fría en Calamocha a esta altura de mes hay que remontarse a 2009, por lo que no había hecho una noche tan fría en toda esta década”. En Barajas ha caído a 1ºC y en Retiro, a 4,7ºC. “A mediados de octubre tampoco se han visto en esta década valores semejantes en Madrid y en su periferia”.

El portavoz de Aemet explica que estas noches gélidas se deben a que soplan vientos del norte, que han arrastrado una masa de aire frío y seco desde el interior del continente europeo. El sábado, avanza el experto, las heladas no van a ser tan extensas, pero es posible que se repitan, sobre todo en zonas del este de la meseta norte como en Palencia, Burgos, Valladolid, Segovia, toda la provincia de Soria, Teruel y Guadalajara. En torno a los 0ºC hará en Vitoria y Pamplona, mientras que en las cotas altas de los Pirineos todavía se llegará a -5ºC.

Y a partir de ahí, se acabó de momento el frío. El fin de semana será templado y brillará el sol, pronostica el portavoz de Aemet. Una borrasca se situará en el Atlántico, al oeste de la Península, demasiado lejos como para dejar agua, pero sí enviará vientos del sur, lo que provocará una subida de las temperaturas tanto diurnas como nocturnas. El domingo aún puede haber heladas débiles en puntos altos y aislados de la meseta norte, pero el lunes serán historia.

El sábado el ambiente diurno todavía será fresco en Cataluña y Aragón, mientras que en el resto del país los valores se recuperarán. Así, se superarán los 20 grados en buena parte del centro y el sur peninsular. El domingo, subirán las temperaturas, aunque las mínimas todavía estarán en general entre 3 y 5ºC por debajo de las normales, incluso entre 5 y 10ºC en la meseta norte, Navarra y Aragón. “Pero durante el día, irán en aumento generalizado, más acusado en el interior peninsular, con más de 25ºC en Extremadura y Andalucía", indica Del Campo.

El lunes las mínimas seguirán siendo frescas para la época, pero las máximas estarán entre 5 y 10ºC por encima de lo normal en Castilla y León, Extremadura, Castilla-La Mancha y Andalucía, con cerca de los 30ºC en puntos del valle del Guadalquivir. Por la tarde, se acercará otra borrasca, en este caso “bastante profunda, con vientos intensos del sur y del suroeste y cargada con frentes”, que puede llevar lluvia a Galicia y a otros puntos del extremo occidental peninsular. Las precipitaciones se extenderán el martes, miércoles y jueves a buena parte de la Península, menos al sureste. “Puede llover con abundancia y persistencia en Galicia, Asturias, las dos Castillas, Madrid, Extremadura, Andalucía occidental norte de Aragón y Cataluña”, concluye Del Campo.


Más información

Lo más visto en...

Top 50