Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ANC carga contra los partidos independentistas por su falta de unidad

La Diada de este año tendrá como centro la plaza de Espanya de Barcelona y las calles adyacentes

Imagen de la manifestación de la Diada de 2018.
Imagen de la manifestación de la Diada de 2018.

La división de criterios que se evidenció entre ERC y Junts per Catalunya en el Parlament este martes en el rechazo a la tramitación de una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) que pretendía declarar la independencia ha motivado este miércoles duras críticas de la principal entidad secesionista, la Asamblea Nacional Catalana (ANC) , que ha reprochado “falta de unidad de acción” a las fuerzas independentistas. ERC se abstuvo en la votación de la tramitación de la ILP en la Mesa del Parlament y su decisión fue determinante para que se rechazara, junto con los dos votos en contra de Ciudadanos y uno el del PSC. Por el contrario, los dos representantes de Junts per Catalunya votaron a favor. “Lo que pasó no nos gusta, como tampoco nos gustan determinadas alianzas municipales porque no respetan que no se pactara con partidos que apoyaron la aplicación del 155”, ha manifestado Elisenda Paluzie, presidenta de la ANC, en la presentación inicial de los actos de la Diada de este año. Un 11 de Setembre que tendrá la plaza de Espanya como punto neurálgico y las cinco avenidas que van a dar a ella.

Según la ANC, la plaza simboliza el punto de unión entre todas las personas con puntos de vista diferentes pero que tienen como horizonte la independencia. La concentración se extenderá por las calles de Creu Coberta, Tarragona, los dos lados de la Gran Vía y la avenida María Cristina de Barcelona. Tanto el cartel que anuncia la movilización como la camiseta (en un fosforescente azul turquesa) dibujan una estrella en el centro como el objetivo a alcanzar, el de la independencia.

Paluzie criticó la falta de unidad de los partidos coaligados en el Govern: “Cuando no se trabaja por el objetivo común con unidad estratégica parece que el horizonte se desdibuja, la gente está desorientada y son lógicas las iniciativas de la sociedad civil para presionar. Por eso creemos que es un error no admitir algunas iniciativas populares”. La tramitación de la ILP fue rechazada por la Mesa del Parlament porque la ley que las regula impide que un planteamiento que queda claramente fuera de las competencias de la Generalitat se pueda plantear con una simple recogida de firmas.

Para la ANC ese hecho, como otros, son muestra de las “debilidades” del procés “y hay que trabajarlas para poder superarlas”, ha subrayado Paluzie para quien es importante tanto el “empoderamiento popular” como la lucha no violenta. Entiende, además, que esa unidad estratégica que piden a los políticos tiene que ser “desde la diversidad, sin renunciar a sus orígenes”.

Desde la ANC y la Asociación de Municipios por la Independencia (AMI) se exhorta a la "movilización constante" y en ese sentido han anunciado que este verano seguirán con las campañas que persiguen la concienciación del universo independentista, como lo que califican como "consumo responsable" y la consecución de metas importantes, como lo ha sido acceder a la presidencia de la Cámara de Comercio de Barcelona. Pese a que las entidades reconocen cierto desgaste, la ANC explicó que en el último mandato, desde abril del año pasado, han incrementado los afiliados en un 20% (han pasado de 39.000 a 47.600), además de unos 45.000 simpatizantes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >