Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Torra entra en campaña prometiendo 200 leyes pese a la falta de apoyos

El plan normativo de 2019 y 2020 incluye leyes y decretos planteadas desde hace varias legislaturas

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, junto al vicepresidente, Pere Aragonés.
El presidente de la Generalitat, Quim Torra, junto al vicepresidente, Pere Aragonés. EFE

El gobierno de Quim Torra ha presentado este martes un plan normativo que detalla las leyes y decretos que la Generalitat quiere tramitar en 2019 y 2020. Con un documento con 199 normas nuevas, el Govern ha querido mostrar, en plena campaña —horas después se ha celebrado el debate catalán por el 28-A—, que tiene ganas de gobernar y que no da la legislatura por terminada. Pese a todo, no tiene garantizados los apoyos para este paquete legislativo. La oposición ya reprobó la gestión de Torra por “inoperante”, y los comunes, el principal socio que busca el Govern, consideran que esta maniobra “es un nuevo intento para hacer ver que gobiernan”.

Después de diez meses de gobierno de Quim Torra, en el que apenas se ha aprobado nueva legislación y en el que ha predominado la gesticulación, este martes el Govern se ha apresurado, en medio de la campaña electoral, a intentar mostrar que tiene proyecto de gobierno. En diez meses solo ha aprobado cuatro leyes y 15 decretos ley, pero el documento presentado incluye 199 nuevas normas que el Govern quiere tramitar a lo largo de este año y el siguiente. La consejera de presidencia y portavoz, Meritxell Budó, ha explicado que el Ejecutivo aprueba este plan normativo para ser “transparente” en la planificación legislativa.

Sin embargo, los partidos de la oposición, enfrascados en los actos electorales para los comicios de este domingo, no dan crédito a que una planificación así se haya aprobado en plena campaña y sin que el Govern abriese contactos previos con los grupos. “Planificar siempre está bien, pero es una muestra más de que intentan hacer ver que gobiernan cuando no lo hacen”, afirma Susanna Segovia, portavoz de Catalunya en Comú Podem en el Parlament. Segovia duda de la transparencia de este plan, aprobado sin consulta previa para buscar consensos amplios. “Actúan como si tuviesen una mayoría absoluta que no tienen”, lamenta.

El Govern de Junts per Catalunya y ERC busca en los comunes a su principal socio para lo que queda de legislatura. Pero este partido, junto con toda la oposición, reprobó la gestión del Govern a principios de este mes por “inoperante”, iniciando el tiempo de descuento para unas elecciones catalanas que podrían celebrarse el próximo otoño.

El plan normativo incluye propuestas como un anteproyecto de ley para recuperar las leyes suspendidas por el Tribunal Constitucional; un anteproyecto de ley de finanzas públicas; o el anteproyecto de ley para regular el sector del taxi y las VTC. Sin embargo, muchas de estas leyes y decretos son normas que están planteadas desde hace varias legislaturas y que no se han aprobado por falta de apoyos o porque los distintos Ejecutivos no lo han intentado.

Es el caso, por ejemplo, de la ley del mecenazgo, una norma que ya planteó el exconsejero de Cultura Ferran Mascarell y que todavía está pendiente. El plan incluye normas ya anunciadas, como un anteproyecto de ley del sistema de policía de Cataluña o los proyectos de decreto de regulación de conciertos educativos o de admisión de alumnos en los centros. En la lista destaca la ausencia de una ley electoral propia para Cataluña, pendiente desde la restauración de la Generalitat.

El documento también incluye las normas que están en trámite. Destaca como tal el anteproyecto de presupuestos de 2019, pese a que este no fue ni aprobado por el Govern y solo fue explicado en el Parlament, sin elevarlo a votación para evitar una derrota.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >