Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fallece otro operario de Metro que trabajó expuesto al amianto

El hombre, de 64 años, sufría cáncer de pulmón, pero no tenía reconocida la asbestosis

Trabajadores de Metro manifestándose en Madrid para denunciar la grave situación de la empresa pública.
Trabajadores de Metro manifestándose en Madrid para denunciar la grave situación de la empresa pública.

Los problemas con el amianto permanecen en Metro de Madrid: ayer falleció un extrabajador de 64 años que había estado expuesto al tóxico material. De hecho, trabajó con dos compañeros que también fallecieron a causa del amianto y que tenían la enfermedad laboral reconocida. Por el momento, hay cuatro trabajadores del suburbano madrileño con la asbestosis reconocida.

La empresa pública ocultó a sus trabajadores, al menos desde 1991, que algunos de ellos estaban expuestos al amianto en el desempeño de sus tareas cotidianas en la empresa. “Todos los trabajadores que en los últimos 25 años han realizado tareas de mantenimiento de instalaciones y trenes han estado expuestos”, dicen desde el sindicato Comisiones Obreras. Algunos de estos empleados siguen trabajando en Metro; otros ya abandonaron la empresa. Ese era el caso del último fallecido, que tras 35 años de servicio se fue de la compañía en 2014, en el ERE que afectó a más de 600 trabajadores. La causa de la muerte de este exempleado ha sido un cáncer de pulmón, una de las dolencias asociadas a la exposición al amianto.

“No hay ningún informe médico que relacione su enfermedad con el amianto”, dijeron ayer desde Metro. La empresa —que no comunicó a los trabajadores los riesgos del amianto hasta 2017— está obligada por la Inspección de Trabajo a elaborar dos listas. Una con los trabajadores en activo que podrían haber estado expuestos al material para realizarles controles. Otra, con los exempleados en esa misma situación para que la Seguridad Social les realice esas pruebas y determine si sufren de alguna dolencia asociada al material.

“Metro dice que hay unos 1.000 trabajadores en la compañía a los que debe realizarse análisis, pero no desvela el resto, los que debe realizar la Seguridad Social, aunque está obligada a ello”, denuncia Juan Carlos de la Cruz, delegado de CC OO en Metro. Compañeros del operario fallecido ayer aseguran que este se había realizado las revisiones —es decir, que formaba parte del colectivo con riesgo— y estaba esperando al dictamen: aún no tenía reconocida la enfermedad laboral.

Por otro lado, Metro vendió en 2011 más de una treintena de trenes al suburbano de Buenos Aires (Argentina) y todos contenían amianto.

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información