Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los animalistas destapan la ubicación del campeonato del zorro que no revelaron la Xunta ni los cazadores

Según anuncia Libera, la prueba se celebrará en Muros y Carnota el sábado que viene

Cartel de la protesta convocada para el domingo 27 en A Coruña.
Cartel de la protesta convocada para el domingo 27 en A Coruña.

"A pesar de las trabas a los periodistas que querían acreditarse y de las largas dadas por parte de la Xunta de Galicia, ya se sabe la fecha y la localización del autodenominado Campeonato Gallego de matanza de zorros con perros en la comunidad", ha anunciado esta mañana Rubén Pérez, portavoz del colectivo animalista Libera. "Será el próximo sábado 26 de enero en los municipios coruñeses de Muros y Carnota". El grupo de defensa de los animales, asociado a la Fundación Franz Weber, llevaba varias semanas tratando de conocer la fecha y la ubicación del evento que los cazadores y el Gobierno gallego consideran una prueba deportiva, inserta en una temporada cinegética en la que anualmente, según los datos oficiales, mueren a tiros unos 12.000 raposos. Libera asegura que en todo ese tiempo no obtuvo respuesta de la Xunta y que los medios de comunicación que trataron de recabar información de la Federación de Caza (la segunda "agrupación deportiva" con más fichas en Galicia, después de la de fútbol) tampoco la lograron. Esta semana, En Marea preguntó también por el campeonato sin conseguir una contestación de la Consellería de Medio Ambiente y advirtió de que se planteaba llevar a la fiscalía estas matanzas "financiadas" por la Xunta "sin justificación ambiental" alguna.

La fecha prevista inicialmente era la del 20 de enero, pero según la Asociación Animalista Libera y la Fundación Franz Weber (FFW) se ha aplazado al 26. Ayer viernes por la tarde Rubén Pérez obtuvo información por parte de diversos colectivos sociales y grupos políticos de la zona que le aseguraron que la Federación Galega de Caza había solicitado el uso de un local en Carnota el próximo fin de semana y que la prueba se iba a llevar a cabo, presuntamente, entre este ayuntamiento y el de Muros. Hoy, su grupo ha hecho pública una nota en la que ya anuncia este escenario para la matanza. En su comunicado, Libera critica una vez más "la connivencia del ejecutivo gallego con el lobby procaza, desde donde se ha negado de forma sistemática cualquier tipo de dato a los profesionales de la información que consultaban acerca de los próximos campeonatos, y se les remitía en algún caso a un comunicado sin logotipo ni fecha".

Los animalistas advierten además de que "esta nueva masacre de raposos se realizará a poca distancia de las marismas de Caldebarcos", una zona en la que "según la última Orden de Vedas está prohibido el ejercicio de la caza". Esto "evidencia" que "a sus promotores les importa muy poco el potencial impacto ambiental negativo de sacar a decenas de cazadores y perros a pegar tiros", defienden Libera y la FFW.

Ambas organizaciones esperan que "los promotores de estas macrobatidas de mamíferos dejen de jugar con la ciudadanía y no modifiquen, una vez más, el calendario", que misteriosamente "ha desaparecido de su página web, que estuvo varios días caída por motivos desconocidos". FFW y Libera, sigue explicando la nota, "han podido confirmar que hubo movimientos de los escopeteros en uno de estos municipios para solicitar un recinto de titularidad pública, que fue denegado". Se refieren al local de Carnota, gobernado por el BNG, donde según Pérez no se ha accedido a la petición. Los animalistas creen que el recinto público iba a ser usado por los cazadores para la "entrega de premios que tiene lugar después de cada pseudocompetición", una prueba que, "atendiendo al reglamento puede durar más de seis horas". La larga duración del evento en busca y captura de raposos se traduce, para los defensores de la fauna silvestre, en un "acoso continuado" para las especies.

"Como el pasado fin de semana los colectivos tratarán de documentar y monitorear el desarrollo de esta actividad para supervisar posibles infracciones que serán denunciadas ante la Consellería de Medio Ambiente", avisan Libera y FFW. No obstante, "las esperanzas de los animalistas en este departamento de la Administración gallega han menguado después de su labor obstruccionista".

Ambos colectivos condenan el "cínico ejercicio de opacidad orquestado por el Ejecutivo autonómico" y comparan este silencio administrativo con un hipotético veto "a la difusión de un partido de baloncesto o de fútbol". Por esto llaman a la "participación ciudadana" en las protestas convocadas para el 27 y el 3 de febrero en A Coruña, al mediodía a los pies del Obelisco. Además, denuncian que la Xunta "ignora de forma deliberada las más de 154.000 firmas que claman en Change.org contra las cacerías de zorros camufladas como actividad deportiva". "En estas monterías se emplean perros", lo que provoca, asegura Libera, "peleas desiguales entre animales que han sido grabadas y difundidas por los propios cazadores en redes sociales y grupos de mensajería entre risas".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información