Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE intenta blindar Madrid frente a Vox en violencia machista

El grupo municipal presenta una proposición para que el pleno rechace acuerdos con fuerzas que pongan en riesgo la protección a las víctimas

Manifestación contra la violencia machista en Madrid en noviembre pasado.
Manifestación contra la violencia machista en Madrid en noviembre pasado.

La amenaza que supone la irrupción de Vox en la escena política, y su cruzada para tumbar las leyes contra la violencia de género, tiene en guardia a los partidos que han abanderado la lucha contra el machismo. En el Ayuntamiento de Madrid el PSOE pide al pleno que rechace “cualquier tipo de acuerdo, explícito o implícito, con formaciones que plantean la supresión o reducción de las medidas de protección de la mujer” para blindarlas contra los envites que se han visto en Andalucía.

El PSOE también quiere que los grupos políticos muestren su “rechazo absoluto” a cualquier posicionamiento que cuestione y ponga en riesgo las medidas de protección de la mujer frente a la violencia machista. En una proposición que registrará este lunes, el grupo municipal socialista denuncia —sin mencionar al partido ultraderechista que lidera Santiago Abascal—, a las formaciones que “abiertamente hacen apología en contra de la lucha contra la violencia de género y exigen la derogación de la Ley Integral, la eliminación de cuantos recursos han apoyado y siguen apoyando a las víctimas de malos tratos y no reconocen incluso la propia existencia de la violencia de género”.

A los socialistas les preocupa, “si cabe, todavía más”, quienes están dispuestos “a ser cómplices de esa barbarie, de ese retroceso de siglo” al pactar con formaciones como Vox. Por eso pide al pleno aprobar su propuesta en contra de cualquier tipo de acuerdo con esta formación, aunque el PP ya ha manifestado su intención de reeditar en las grandes ciudades la alianza con Ciudadanos y Vox que le ha permitido gobernar en Andalucía.

“Lo que están haciendo el PP y Ciudadanos es cambiar los sillones por los derechos de las mujeres y la lucha contra la violencia de género”, denuncia Purificación Causapié. La portavoz del grupo socialista califica el pacto de las derechas como “una traición para el movimiento de mujeres, feminismo y conjunto de las mujeres españolas”.

Negacionismo

A Causapié le preocupa que el debate negacionista sobre la violencia machista que ha abierto Vox “se está contaminando al conjunto de la derecha”. “Pablo Casado está hablando ya de violencia doméstica”, alerta la portavoz.

La proposición socialista busca también que el Ayuntamiento acuerde “reforzar y seguir poniendo en valor” las medidas del Pacto de Estado contra la Violencia de Género aprobado en 2017 con el apoyo de todas las fuerzas políticas excepto Podemos, que se abstuvo al considerarlo insuficiente.

Para los socialistas, la violencia que ha matado a 1.200 mujeres desde 1999, 133 en Madrid, según datos del Instituto de la Mujer, es “el problema más grave que sufre la sociedad española y madrileña”. Por eso pide también al pleno que manifieste su “repulsa a todas las manifestaciones de dicha violencia” y su apoyo a las movilizaciones de las organizaciones feministas con el lema “ni un paso atrás en igualdad”.

Como recuerda el texto, la violencia contra las mujeres “es un hecho universal”, reconocido por la Unión Europea, Naciones Unidas y organismos internacionales. “Esta lacra hace vivir a millones de mujeres con miedo y desposeídas de sus derechos como ciudadanas, hace a las mujeres enfermar y a muchas también, perder la vida”, señalan.

La ley integral de 2004, las autonómicas y el pacto de Estado han logrado que las víctimas, junto a sus hijos, cuenten con protección y ayuda, afirman el PSOE. “Muchas han conseguido salir de ese infierno, pero sabemos que todavía hay más a las que no hemos llegado”. Por ellas, y por las generaciones futuras, quieren asegurarse de nadie ni nada ponga en peligro la lucha contra los maltratadores en Madrid.

Un acuerdo que “huele a machismo”

Para Purificación Causapié, el acuerdo del PP andaluz con Ciudadanos y Vox, contiene iniciativas que “huelen a machismo tranoschado y abren debates ya superados”. La portavoz del grupo socialista considera que el pacto de Gobierno intenta devolver a las mujeres a situaciones pasadas, como estar en casa. “Propuestas como la educación diferenciada van en contra de la igualdad. Por no hablar del ataque a las leyes relacionadas con la igualdad y la lucha contra la violencia de género”, lamenta.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información