Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ciudadanos propone mantener abiertos los colegios al final de junio y principio de septiembre

La Consejería de Educación dice que ya hay medidas similares y el PSOE la apoya, pero con matices

El Grupo de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid defenderá esta semana una proposición no de ley para que los colegios públicos y concertados de la región sigan abiertos la última semana de junio y se reabran la primera de septiembre, ofreciendo, en el mismo horario que el resto del año, talleres y campamentos gratuitos. Se trata de facilitar la conciliación de las familias, explica el partido, pero no ofrece cálculos de su coste. La Consejería de Educación contesta que ya hay suficientes medidas de este tipo, pero está dispuesto a estudiarlo “si aporta algo novedoso”.

Mochilas en un colegio público madrileño.
Mochilas en un colegio público madrileño.

El curso escolar en la Comunidad de Madrid terminará el próximo 22 de junio y la mayoría de los campamentos y recursos de centros abiertos y comedores escolares en verano no arrancarán hasta principios de julio, dejando una semana descolgada que puede llegar a suponer un auténtico problema de intendencia para miles de padres que tienen que seguir trabajando esos días. Algo muy parecido a lo que les ocurrirá hacia el final de las vacaciones, en la primera semana de septiembre, antes de que arranque de nuevo el curso escolar.

A falta de un gran acuerdo sobre la manera de conciliar mejor los calendarios lectivos y los laborales, Ciudadanos quiere empezar a plantear el debate a partir de una propuesta en la que “todo el mundo puede estar de acuerdo”, explica el portavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado. El punto de partida es esa proposición no de ley (PNL) que defenderá en el Pleno de la Asamblea del próximo jueves para abrir los centros escolares sostenidos con fondos públicos —lo que incluye a los concertados— de la región durante esas dos problemáticas semanas de junio y septiembre, “con un horario similar al horario lectivo habitual”.

En principio, añade Aguado, la medida está pensada para los colegios de infantil y primaria (de 3 a 12 años), y recuerda un reciente estudio de la Universidad Complutense que dice que más de la mitad de las familias madrileñas necesitan ayuda de los abuelos, otros familiares o de personal contratado para cuidar de sus hijos. Durante esas dos semanas, los colegios ofrecerán “campamentos, talleres o actividades” sin coste adicional para los padres, es decir, pagados por la Comunidad de Madrid.

No han hecho cálculos cuánto podría costar la medida, añade el portavoz de Ciudadanos, porque dependerá de la fórmula que finalmente se elija. “Si sacamos la propuesta adelante, habrá que sentarse a hablar de cómo lo hacemos, con los propios profesores del centro, con interinos, con personal externo... Lo que me parece claro es que con un presupuesto educativo en la Comunidad de más de 4.500 millones de euros se puede buscar un hueco para una medida de tanto impacto”, añade. La medida, tal y como la plantean, llegaría a 567.497 alumnos repartidos en 1.230 de toda la región.

El consejero de Educación, Rafael van Grieken, sin embargo, opinó ayer que la propuesta de Ciudadanos “no añade nada nuevo” a las medidas puestas en marcha ya por su departamento, como la apertura de los comedores escolares o la oferta de “actividades lúdicas”, en los centros, informa EFE.

Pero, a deferencia de esos programas parciales que llegan —a petición de los Ayuntamientos y cofinanciados con ellos—, a solo una parte de los centros y que muchas veces no cubren todo el periodo de vacaciones —por ejemplo, esa última semana de junio—, la PNL de Ciudadanos reclama generalizar en todos los colegios una oferta extendida dos semanas más al año. En todo caso, si la proposición “puede aportar algo novedoso que merezca la pena” tratarán de incorporarlo, ha añadido el consejero.

Comedores escolares

“A nosotros nos parece bien la propuesta”, dice el diputado del PSOE en la Asamblea Juan José Moreno. No obstante, los socialistas van a tratar de mejorarla con dos enmiendas, añade. Por un lado para asegurar que también permanecen abiertos los comedores escolares, extendiendo asimismo las becas correspondientes. Y, por otro, para que “si no es posible que estén todos los centros abiertos, que la cobertura sea en todo el territorio de la Comunidad de Madrid, que esté bien repartida”, explica Moreno.

Además, si la iniciativa de Ciudadanos se refiere solo a los colegios de infantil y primaria como explica Aguado —el texto de la PNL habla únicamente de “los centros educativos”, sin especificar más—, los socialistas creen que habría que ampliarlo, al menos, si no a toda la secundaria, hasta los cursos 1º y 2º de ESO, es decir, hasta los 13 y 14 años. 

Podemos, por su parte, todavía no tiene una postura decidida sobre la proposición, pues el grupo no se reúne hasta hoy para discutirlo, explica por teléfono la diputada Clara Serra.

Más información