Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El perfil del usuario de metro en Madrid envejece

Los viajeros entre 25 y 34 años han pasado en 10 años de representar el 30,5% al 21,6%

Ana Aragón, de 44 años, coge el metro entre semana en Pinar de Chamartín.
Ana Aragón, de 44 años, coge el metro entre semana en Pinar de Chamartín.

El perfil medio del usuario del metro de Madrid no ha cambiado mucho en 10 años. En 2017, año en que usaron este método de transporte 626 millones de usuarios, el perfil medio era una mujer que usaba el metro de lunes a viernes para ir y volver de su puesto de trabajo, sin transbordos y utilizaba el abono de transportes para moverse. Una década después, usaron ese medio de transporte 687 millones de usuarios. Y el perfil medio sigue casi idéntico. Con una excepción: la edad de esa mujer. En 2007 tenía entre 25 y 34 años. En 2017, entre 35 y 44.

Ana Aragón, de 44 años, utiliza entre semana el metro para ir y volver a su puesto de trabajo. Coge el metro todas las mañanas en Pinar de Chamartín, origen y terminal de la línea 1, y se baja en Gran Vía, 13 paradas después. Lo coge temprano, también como la mayor parte de los usuarios del suburbano: un 24,3% lo hace entre las 7.00 horas y las 9.30 horas de la mañana.

Mirando los datos de Metro Madrid se ve claramente el envejecimiento de sus usuarios. Los jóvenes de entre 25 y 34 años son el grupo que más ha mermado en el suburbano. En 2007 eran el mayor grupo de Metro Madrid, suponían un 30,5%. Diez años más tarde solo representan un 21,6%.

El perfil del usuario de metro en Madrid envejece
¿Por qué se ha dado ese envejecimiento de la población? “Los datos de los usuarios de Metro Madrid lo que reflejan son los cambios en la población que más se mueve”, dice Borja Carabante, gerente de Metro Madrid.

La crisis ha supuesto una pérdida importante de población, especialmente la joven”, dice el geógrafo humano Enrique Pozo. “Por un lado, estamos viviendo una crisis asociada a la fecundidad. Pero por otro, la crisis económica ha causado una caída de la actividad económica que ha reducido la movilidad y que también ha causado la salida de inmigrantes que habían venido a la ciudad”.

Borja Carabante, por su parte, destaca el ligero aumento de los más jóvenes entre los usuarios. Los de 16 a 24 años han pasado de representar el 20% al 23%. “El precio a 20 euros del abono sin duda ha ayudado a ello”, dice el gerente de Metro Madrid. “Estamos especialmente contentos porque hemos logrado enganchar a muchos jóvenes en esa franja de edad. Ahora, con el abono joven a 20 euros, no se lo piensan antes de subirse al metro. La política de tarifas tiene impactos que generan fidelización en los usuarios”.

Entre los grupos más maduros, entre 45 y 54 años y los de más de 54 años, la proporción ha aumentado también bastante, pasando de un 14% en 2007 los primeros, a un 17,6% en 2017. Y los segundos, de ser un 11,8% hace 10 años han pasado a representar un 17,1%.

El perfil del usuario de metro en Madrid envejece

Las mujeres siguen siendo mayoría; tanto en 2007 como en 2017 son un 58% de los usuarios del suburbano. Ana Aragón utiliza el abono de transporte, como la mayoría de los madrileños: el 77,2% lo hace. Este dato sí ha cambiado bastante si lo comparamos con 2007, cuando lo usaba el 60%. El motivo es la caída en el uso del billete de 10 viajes, que en esta década ha subido de precio en mayor proporción.

Hace una década lo usaba el 30,9% de los usuarios. El año pasado, sin embargo, lo usaron el 17,63%. En 2012, con Esperanza Aguirre al frente de la Comunidad, hubo una fuerte subida de precios que afectó especialmente al tique de 10 viajes: de 9,3 euros pasó a costar 12, un 29% más. Ambos informes se realizaron con entrevistas personales a usuarios del metro para conocer la movilidad de los clientes del suburbano. En 2007, Metro Madrid entrevistó a 474.312 viajeros y en 2017, a 423.032.

La lupa se ha acercado también al motivo de los desplazamientos de los usuarios. El 55,8% lo utilizó el año pasado para ir a trabajar, frente a un 58% en 2007. En 2017 un 15,5% lo hizo por sus estudios (frente a un 11,6%), un 14,49% por otras cuestiones (salud, cuestiones familiares, administrativas...).
Las cifras reflejan que el año pasado superó la proporción de usuarios que utilizan el metro por ocio, que fue de un 15%, frente a un 13,5% en el año previo a la crisis.

Las líneas más usadas son la 1, la 6 y la 10

Las líneas de la red del metro de Madrid más usadas por los usuarios del mismo son la 1, la 6 y la 10, según refleja el estudio realizado por el Consorcio Regional de Transportes y Metro de Madrid.

Los trayectos más frecuentes que realizan los usuarios, por su parte, son Moncloa-Sol y Sol-Moncloa, ambas unidas por la línea 3, que sin embargo no está en la lista de las más utilizadas de Metro Madrid.

Más información