Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenido un joven por acosar a varias personas en las redes sociales

El supuesto autor suplantó la identidad de famosos del mundo de la moda y del espectáculo

Dos personas trabajan con sus ordenadores y teléfonos móviles, en una imagen de archivo. Ampliar foto
Dos personas trabajan con sus ordenadores y teléfonos móviles, en una imagen de archivo.

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Madrid a un joven por acosar a varias personas con incesantes mensajes en las redes sociales y mediante llamadas de teléfono. El arrestado creó perfiles falsos suplantando la identidad de personas relacionadas con el mundo de la moda y el espectáculo para contactar con gente de ese mismo entorno y ganarse su confianza. Una vez descubierto por sus víctimas, y tras ser bloqueado, comenzaba a acosarlas consiguiendo no solo contactar con ellas sino también con otras personas de su entorno personal y laboral. Algunas de las víctimas sufrían el acoso desde el 2012.

La investigación comenzó cuando una mujer interpuso una denuncia en la que manifestaba que tanto ella como varias personas de su entorno estaban siendo acosadas a través de numerosos perfiles de varias redes sociales y también por teléfono. Con las primeras pesquisas se localizó a otras siete personas, todas ellas relacionadas con la moda y el espectáculo, que estaban siendo víctimas del mismo acoso que la denunciante.

El modus operandi del acosador se ha ido repitiendo ininterrumpidamente desde el año 2012 y consistía en crear perfiles falsos en varias redes sociales mediante correos electrónicos y fotografías de otras personas. De esta forma suplantaba la identidad de chicas jóvenes del entorno del espectáculo y la moda, para así contactar con otras también relacionadas con este mundo.

El autor se valía de técnicas de ingeniería social y arduas labores de monitorización para extraer información de los perfiles de sus víctimas y poseer datos de las personas a las que acosaba, obteniendo incluso algunos que ni siquiera eran públicos.

Cuando las víctimas descubrían la falsedad de las perfiles y le bloqueaban, comenzaba un asedio incesante a través de correos electrónicos, mensajes de texto y de WhatsApp e incluso llamadas telefónicas, llegando a contactar con personas de su entorno laboral y personal. El acoso era tal que les creaba un clima de angustia y al sentirse continuamente espiadas y vigiladas y temer el siguiente paso que pudiera dar el presunto autor.

Avanzada la investigación y tras el análisis de decenas de perfiles falsos de dos redes sociales concretas, cuentas de correo electrónico y números de teléfono utilizados por el autor, los agentes le identificaron y detuvieron por usurpación de estado civil y acoso. Asimismo, en el registro de su domicilio los investigadores intervinieron un disco duro, dos teléfonos móviles y una tarjeta SIM.