Los efectos del ‘Brexit’ condicionan las exportaciones catalanas

La encuesta anual de AMEC muestra que la incertidumbre internacional frena las expectativas de comercio exterior y de innovación

Contenedores en el puerto de Barcelona.
Contenedores en el puerto de Barcelona.Albert Garcia

Todavía es pronto para determinar el impacto que tendrá, y los responsables de la Asociación Multisectorial de empresas (AMEC) se muestran muy prudentes a la hora de valorarlo, pero el brexit que Gran Bretaña firmó ayer empieza a tener efectos sobre el comercio exterior de las empresas catalanas. La encuesta anual de AMEC a las 350 compañías que forman parte de la asociación (dos tercios de las cuales son catalanas), y que acumulan un volumen de facturación de 8.576 millones de euros, muestra que el comercio exterior con el Reino Unido cayó un 7%, y la razón, más que la decisión política, "es la devaluación de la libra que comportó el resultado del referéndum, que encareció los productos", ha explicado este miércoles el presidente de AMEC, Manel Xifra, en la presentación del informe.

Más información
La inversión británica vuelve a crecer en Cataluña tras tres años de caída

"Estamos en un momento de wait and see con mayúsculas, de esperar a ver qué pasa sobre todo políticamente, por ejemplo si otros países se suman a la salida de la Unión Europea", ha añadido Joan Tristany, el director general de la institución dedicada a impulsar la internacionalización empresarial. Lo cierto es que la encuesta muestra cómo una de las grandes preocupaciones de las empresas es la incertidumbre internacional, no sólo causada por el brexit, sino también por la llegada a la presidencia de los Estados Unidos de Donald Trump. Aunque los Estados Unidos se posiciona como uno de los países donde las empresas de AMEC han vendido más productos (un 24% más), el efecto Trump se ve en las exportaciones de las empresas de AMEC con México, que han caído un 16%.

En general, los datos de las exportaciones que muestra la encuesta son positivos, aunque alejados de las expectativas. Las exportaciones de AMEC crecieron un 3,3% el 2016, muy lejos, pero, del 8,3% que preveían el año pasado. El volumen de exportación de las 350 empresas asociadas ha sido en 2016 de 5.400 millones de euros, y el porcentaje medio de la exportación sobre la facturación es de un 57,2%. Los principales países con los cuales hay comercio exterior son Francia, Alemania, Reino Unido (a pesar del descenso de un 7%), seguidos por Estados Unidos, Portugal e Italia. Las empresas son optimistas, y prevén que las exportaciones crecerán un 7% al 2017.

Aún así, las expectativas de 2016 no se cumplieron, y la causa, en parte, es la incertidumbre internacional, pero las compañías también identifican otras dificultades. Una de ellas (un 56% de las empresas así lo valora) es la competencia con los llamados países low cost, como China, Vietnam, India o Turquía, que con precios más competitivos dificultan la venta de los productos de las empresas de aquí.

Otra traba por las compañías que figuran en el informe es la necesidad de crecer en innovación para conseguir competitividad. A pesar de que el 91% de las empresas aseguran que han dedicado esfuerzos para innovar, un 45% también declara que faltan recursos humanos especializados. "Las escuelas de ingeniería hace tiempo que dicen que tienen problemas para generar vocaciones, y también juega un papel importante que los salarios aquí son más bajos que en otros países, donde han ido muchos de nuestros trabajadores cualificados", insiste Cifra. 

Sobre la firma

Josep Catà

Es redactor de Economía en EL PAÍS. Cubre información sobre empresas, relaciones laborales y desigualdades. Ha desarrollado su carrera en la redacción de Barcelona. Licenciado en Filología por la Universidad de Barcelona y Máster de Periodismo UAM - El País.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS