Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salud investiga la muerte de una niña en Blanes mientras esperaba la ambulancia

El vehículo pediátrico, que se encuentra en Barcelona, tardó dos horas en llegar, el tiempo de respuesta "normal" en estos casos, según el SEM

Interior de una ambulancia pediátrica del SEM
Interior de una ambulancia pediátrica del SEM

El Departamento de Salud ha abierto un expediente informativo para investigar la muerte de una niña de ocho años en el hospital comarcal de Blanes (Selva) el pasado lunes mientras esperaba una ambulancia. El vehículo especializado que debía trasladarla al hospital Josep Trueta de Girona tenía la base en Barcelona y tardó dos horas en llegar a Blanes.

Según el Departamento de Salud, la niña ingresó a las 2.33 de la madrugada en el hospital comarcal con síntomas de cetoacidosis diabética, una grave afección por falta de insulina. Pese a que la pediatra que la atendió le administró la medicación “de forma inmediata”, los facultativos decidieron derivarla a la unidad de cuidados intensivos (UCI) pediátrica del Josep Trueta de Girona.

El alcalde de Blanes se desdice

El alcalde de Blanes, Miquel Lupiañez (PSC), lanzó ayer un comunicado revelando que, según la autopsia, la menor murió por una sepsis (infección generalizada) y poniendo en boca de Comín que no era necesario haber activado una ambulancia pediátrica. "Según Comín, para trasladar la niña desde Blanes hasta el Trueta —un trayecto de media hora— no era neecsaria una ambulancia pediátrica y hubiese sido suficiente una UCI medicalizada, ya que la paciente estaba controlada y estabilizada", rezaba el comunicado.

Sin embargo, más tarde, y “debido a la repercusión” del texto, el Consistorio se desdijo, negó conocer el resultado de la autopsia y tampoco que Comin hiciese "ninguna valoración sobre el tipo de dispositivo sanitario que ha de intervenir en un caso de esta naturaleza". El Ayuntamiento se justificó alegando que había sido “un error de comunicación”.

El Sistema de Emergencias Médicas (SEM) recibió el aviso de traslado interhospitalario a las 5.53 de la madrugada y decidió activar una de las dos ambulancias pediátricas medicalizadas de las que dispone. Los dos vehículos especializados se encuentran en los hospitales de Vall d'Hebron y Sant Joan de Déu, ambos ubicados en Barcelona.

La ambulancia llegó a las 8.10 a Blanes, dos horas y 18 minutos después de que se activase el servicio. Pero ya no se podía hacer nada por la menor. “Pese a los intentos de recuperar a la paciente, la evolución es desfavorable y acaba falleciendo”, indicó Salud.

Decisión conjunta

El Departamento cerró ayer filas en torno al SEM, que ha sido cuestionado por los sindicatos por el tiempo que tardó en responder. Salud aseguró que la decisión de esperar por una ambulancia pediátrica de Barcelona —y no activar, por ejemplo, un recurso más próximo como otra medicalizada de adulto—, fue tomada entre el hospital y el SEM. “Después de valorar conjuntamente el caso, se califica [a la niña] como prioridad 1, que en el argot médico significa que, aunque la paciente requiere ser trasladada a otro centro para su tratamiento, se encuentra en un hospital que puede mantener estabilizada su situación clínica”, explicó el departamento en un comunicado.

Con todo, Salud aseguró que investigará si el nivel de prioridad era el adecuado —el nivel más grave es el 0— y si se ha cometido alguna irregularidad en la atención a la menor.

El SEM, por su parte, desechó también las demandas sindicales que abrían el debate sobre la necesidad de más ambulancias pediátricas. “Estas dos unidades pediátricas están ubicadas en estos hospitales porque son donde están los mejores pediatras de Cataluña y las unidades que tenemos son suficientes para la actividad anual que tenemos”, justificó una portavoz del SEM. Según esta misma fuente, “durante esas dos horas que tardó la ambulancia, los pediatras de Blanes estaban en contacto constantemente con los pediatras del SEM”.

El SEM insistió en que el tiempo de respuesta fue el “normal” cuando se activan vehículos como éstos. “El tiempo de respuesta entra dentro de los cánones pero tenemos que estudiar lo que pasó porque también dependiendo de la patología, el paciente puede evolucionar más rápido”, indicó la portavoz.

El Síndic de Greuges también investigará lo sucedido y Catalunya Sí Que Es Pot ha pedido la comparencia del consejero de Salud, Toni Comín, en el Parlament para explicar el caso. 

Más información