Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Voluntarios por Madrid y Madres contra la Droga reciben la Medalla de Madrid

El pleno también reconoce, por unanimidad, al psiquiatra Diego Figuera y al diplomático Ángel Sanz Briz, conocido como el 'Ángel de Budapest'

Voluntarios por Madrid trabajan en marzo ordenando el material donado para los refugiados.
Voluntarios por Madrid trabajan en marzo ordenando el material donado para los refugiados.

Madrid es una ciudad solidaria con una "ciudadanía activa" según su alcaldesa, Manuela Carmena, y para demostrarlo, no hay mejor ejemplo que el de los 11.000 voluntarios que conforman hoy Voluntarios por Madrid, un programa al que este miércoles el pleno de la capital ha concedido la Medalla de Oro por unanimidad. Como ellos, también han sido galardonados la asociación Madres contra la Droga, el psiquiatra Diego Figuera Álvarez y el diplomático Ángel Sanz Briz, conocido como el Ángel de Budapest después de que salvara la vida a más de 5.000 judíos del holocausto expidiendo pasaportes y salvoconductos con el sello español. Las medallas serán entregadas en un acto institucional el 15 de mayo coincidiendo con la celebración del patrón de Madrid, San Isidro.

La propuesta de Carmena (Ahora Madrid) para reconocer con la máxima distinción de la capital a estas instituciones y personalidades, que además de haber destacado en sus correspondientes campos deben tener una vinculación especial con la ciudad, ha contado con el apoyo del PP, Ciudadanos y el PSOE. Los portavoces de estos partidos no han escatimado en palabras de agradecimiento por la labor realizada por todos ellos.

Durante la exposición de motivos, la delegada de Cultura y Deportes, Celia Mayer, ha indicado que los galardonados antepusieron el interés colectivo al personal, una característica que ha destacado especialmente en el caso del diplomático Ángel Sanz Briz, fallecido en Roma en 1980. El Ángel de Budapest salvó a más de 5.000 judíos del exterminio nazi creando una red de viviendas, contradiciendo las indicaciones de la dictadura franquista, ha explicado Mayer. "Su caso nos hace sentirnos doblemente orgullosos, como personas y como españoles", ha subrayado Esperanza Aguirre. La portavoz del PP ha matizado que la propuesta de conceder la medalla a Sanz Briz fue de su partido. Además, ha pedido que, para futuras propuestas, se puedan conocer los nombres con anterioridad. "Sería un gesto de cortesía", ha dicho.

En el caso de las Madres contra la Droga, se reconoce la lucha de un grupo de mujeres de Entrevías que, al amparo de la parroquia de san Carlos Borromeo, advirtieron de la falta de recursos para atender a sus hijos drogodependientes, emprendieron campañas de sensibilización y presionaron a las instituciones, entre ellas el Ayuntamiento de la capital, para que se crearan planes contra la droga. "Eso demuestra que, en La Movida madrileña, no todo fue alegría" y se vivió "una tragedia" porque, muchas madres, "tuvieron que enterrar a sus hijos", ha destacado Begoña Villacís, de Ciudadanos. Para la portavoz socialista, Purificación Causapié, "si las Madres contra la Droga no hubiesen emprendido esta lucha, la sociedad no habría comprendido el problema de las drogas". Aguirre ha subrayado que esta medalla viene a reconocer una época que se convirtió en "una auténtica cruz".

"Ciudadanía activa"

Otras de las condecoraciones será para Voluntarios por Madrid, que cumplen 10 años. Su ejemplo resume el concepto de "ciudadanía activa" al representar "lo mejor" de los vecinos con sus campañas de iniciación a la lectura, la atención a las personas sin hogar y todo el resto de iniciativas que promueven, ha indicado Mayer. "Son el mejor ejemplo de lo que puede ser una auténtica participación ciudadana", según Aguirre, que ha explicado que este grupo de trabajo se creó en 2003, siendo concejal de Servicios Sociales Ana Botella (PP). Para Causapié, la medalla es "muy oportuna" y agradece que esta corporación valore su trabajo.

El Ayuntamiento también concederá el 15 de mayo la Medalla de Oro de la capital al médico Diego Figuera Álvarez en reconocimiento al trabajo a la medicina comunitaria en el hospital de vía de Ponzano, desde donde luchó contra la estigmatización de las personas con trastornos mentales graves. "Esta sociedad necesita más personas como él", ha subrayado Causapié (PSOE). El doctor Figuera también ha recibido la felicitación del resto de grupos políticos, para quienes su función en el campo de la psiquiatría fue vital para convertir a los enfermos mentales en ciudadanos de pleno derecho.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram