Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Carmena afirma que le “parece muy bien” que Bernabéu tenga una calle

"Hay que separar lo que nos obliga la Ley de Memoria de otras cosas", afirma la alcaldesa

Anuncia que el Ayuntamiento ya ha fijado la distribución de 110.000 raciones para verano

La alcaldesa Manuela Carmena en el desayuno informativo en el Ritz
La alcaldesa Manuela Carmena en el desayuno informativo en el Ritz

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, se ha adentrado este jueves en el debate surgido esta semana sobre la eliminación de símbolos franquistas en la capital. "Habrá que distinguir lo que nos obliga la Ley de Memoria Histórica de otras cosas", ha sentenciado la regidora sobre la posibilidad de suprimir nombres vinculados a la cultura o al deporte, pero relacionados con la dictadura —que figuran en alguna de las listas manejadas por las asociaciones vinculadas con la memoria histórica—. "Me parece muy bien" que Santiago Bernabéu y Concha Espina estén en el callejero, ha recalcado la primera edil durante un desayuno informativo en el hotel Ritz, donde ha insistido en que rebautizar las calles franquistas no se encuentra entre las "medidas urgentes" a desarrollar por la nueva corporación municipal.

Entre los primeros proyectos a impulsar, en cambio, se encuentra la lucha contra la malnutrición infantil, según ha asegurado Carmena en la cita de este jueves. En ese sentido, la alcaldesa ha anunciado que el Ayuntamiento ya ha fijado la distribución de 110.000 raciones para los meses de verano. Estos alimentos los recibirán los menores que acuden a los colegios, así como aquellos que recurren a los servicios que asisten en los albergues. "Además, hemos calculado que más de 25.000 niños de Madrid estarían dentro de la tasa Arope, ese índice de riesgo que se refiere a los niños que no comen carne o pescado o pollo cada dos días. Ya tenemos los datos y a partir de ahora vamos a empezar a trabajar", ha sentenciado la regidora. 

"La malnutrición infantil es clave. Queremos reducirla un 100% en cuatro años. Y vamos a hacerlo a través de becas de comedor y revisiones sistemáticas pediátricas, entre otras iniciativas", ha continuado la alcaldesa, que se ha encontrado posteriormente con los regidores de Valencia y Zaragoza, Joan Ribó (Compromís) y Pedro Santisteve (Zaragoza en Común). Antes de ello, Carmena ha descartado cualquier tipo de moratoria turística —como ha impulsado Ada Colau en Barcelona—.  "Sobre los apartamentos que se alquilan por internet, nunca debe ahogarse la iniciativa, pero tienen que tener la estructura de solidaridad que significa el impuesto", ha remachado.

"Esperanzada" con frenar los desahucios

Tras calificar como "satisfactorias" las reuniones mantenidas con representantes de la banca, Carmena ha destacado que se siente "esperanzada" con poder garantizar el derecho a la vivienda de los ciudadanos. En su opinión, se ha abierto un "camino de colaboración" con las entidades financieras para intentar "evitar" los lanzamientos hipotecarios.

"Ahora están llegando los desahucios de los fondos buitres [que adquirieron viviendas municipales]. Hay cerca de 20 personas afectadas, que no pueden pagar las nuevas rentas. Espero tener conversaciones con los titulares de estos fondos", ha añadido la alcaldesa de Madrid, que ha afirmado sentirse "preocupada" por el "el exceso de personalismo" que está adquiriendo. "Creo que, quizás, debo restringir un poco mis intervenciones en los medios. Agruparlas [hacer ruedas de prensa] para que sean más fructíferas", ha sentenciado tras asegurar que estará "encantada" de responder en los plenos a las preguntas de la oposición y de los ciudadanos.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información