Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salud eleva a diez los portadores de difteria que no presentan síntomas

El niño no vacunado que padece la enfermedad infecciosa sigue "estable dentro de la extrema gravedad"

Difteria
Piscina municipal de Torelló.

La Agencia de Salud Pública de Cataluña reveló ayer que sus técnicos detectaron, en el entorno del niño de seis años infectado de difteria, a un nuevo portador asintomático de la bacteria que provoca la enfermedad infecciosa, por lo que ya se eleva a diez (nueve niños y un adulto) el número de personas que poseen el bacilo. Ninguno de ellos ha desarrollado la dolencia porque, a diferencia del niño infectado, todos los portadores están vacunados. Sin embargo, para evitar el contagio a las personas no inmunizadas, Salud Pública les mantiene recluidos en sus casas y les medica con antibiótico para eliminar el bacilo de sus organismos.

Desde que el niño de Olot (La Garrotxa) se contagiara de difteria por no estar vacunado, Salud Pública desplegó la investigación epidemiológica alrededor de las personas de su entorno para localizar el foco de contagio. Durante la pesquisa, los técnicos del Departamento de Salud revisaron a más de 200 personas y realizaron la prueba del frotis faríngeo (un raspado en la parte posterior de la garganta para hacer un cultivo que detecte la presencia de la bacteria en el cuerpo) a unas 140. Entre ellas, los 57 compañeros que se habían ido con el niño de colonias días antes de desarrollar los síntomas y las personas que estuvieron en contacto con él en otras actividades extraescolares (como los compañeros de natación en la piscina municipal de Torelló).

“Estable dentro de la extrema gravedad”

El secretario de Salud Pública, Antoni Mateu, reveló ayer que el niño infectado de difteria sigue “estable dentro de la extrema gravedad”. Mateu explicó que su situación es “bastante difícil” porque las lesiones causadas por la difteria “son importantes y complicadas”.

El primer resultado de los frotis faríngeos reveló que ocho niños que habían ido con el menor infectado de colonias eran portadores asintomáticos de la bacteria de la difteria. Salud amplió la investigación al entorno cercano de estos ocho menores y detectó otro caso positivo en un familiar de uno de ellos. En un segundo frotis, los técnicos de Salud detectaron otro positivo entre los niños que se fueron de campamento. “Nos tenemos que asegurar al máximo de que no tienen la bacteria. Siempre hacemos una doble revisión microbiológica y mantenemos una investigación activa”, explicó ayer Mireia Jané, subdirectora general de vigilancia y respuesta a emergencias de Salud Pública. Todos los portadores están siendo tratados de forma preventiva con penicilina benzatina y eritromicina, dos antibióticos muy efectivos para eliminar la bacteria de sus organismos.

Salud Pública dio de alta a dos de los menores el pasado viernes después de que dieran negativo, tal como dictan los protocolos internacionales, en dos cultivos realizados en menos de 24 horas. A los demás, explicó ayer el secretario de Salud Pública, Antoni Mateu, “se les continúa administrando el antibiótico pertinente hasta que sus muestras sean negativas, aunque las cargas bacterianas que presentan son muy bajas”. El Departamento espera que el próximo lunes ya se pueda levantar el aislamiento de todos los portadores asintomáticos.

Más información