Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Rey celebra el 75 aniversario de la empresa andaluza Persán

Felipe VI ha alabado a la compañía líder del mercado español detergentes

El Rey, Felipe VI, en su visita a la empresa andaluza Persán. Ampliar foto
El Rey, Felipe VI, en su visita a la empresa andaluza Persán. EFE

Han pasado 75 años desde que la familia Yoldi creara en Sevilla la empresa Persán, un comercio de productos de lavado y limpieza. Ahora, es la compañía líder del mercado español de detergentes con una facturación de 372 millones de euros en 2014 y un beneficio de 29,3 millones. El Rey, Felipe VI, ha querido estar presente durante el 75 aniversario de la entidad y ha inaugurado este lunes en Sevilla un laboratorio de I+D de 800 metros cuadrados y un almacén con capacidad para 400 palés en una fábrica que ocupa una extensión de 80.000 metros cuadrados y da trabajo a 800 personas. Ha alabado que es un magnífico ejemplo de empresa moderna y su filosofía de empresa familiar.

El Rey, que ha acudido acompañado por la presidenta de la Junta en funciones, Susana Díaz; el alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido y el ministro de Defensa, Pedro Morenés, ha destacado también el trabajo realizado por la empresa en I+D+i, los aspectos relacionados con la Responsabilidad Social Corportativa y el trabajo de la Fundación Persán, orientada a favorecer la integración laboral de personas en precaria situación social, promover el emprendimiento y becar a estudiantes e investigadores. "Somos un buen ejemplo de envergadura de Andalucía más allá de los tópicos. Andalucía es industria. Mi orgullo personal es el permanente espíritu de superación y fomentar la cultura del esfuerzo, con la ambición de crecer en los mercados con los mejores productos", ha destacado ante el Rey el presidente de la entidad, José Moya, quien destacó que ha duplicado sus ventas en el últimos cinco años.

Las exportaciones suponen un 30% de las ventas totales de Persán, que desde 2008 ha invertido más de 90 millones de euros, ha aumentado la plantilla en un 30% y ha subido los salarios un 19%, aunque el beneficio se haya reducido en un 13%. Una de las científicas del laboratorio lleva 10 años trabajando para la empresa y ha sido testigo del crecimiento exponencial. "Al principio las instalaciones eran mucho más pequeñas, he visto como ha ido creciendo", destaca la trabajadora desde un laboratorio en el que hace los ensayos de los productos para lavadora y lavavajillas. Vamos adaptando lo que pide cada cliente según los perfiles de calidad que requieran y con ello investigamos", detalla. "Tenemos además una premisa fundamental, que es la sostenibilidad, siempre trabajamos desde el punto de vista del cuidado medioambiental", añade la científica.