Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La consulta lingüística de Català encalla en la abstención familiar

Tanto el STEPV y las asociaciones directores estiman participaciones inferiores al 10%

La consejera no ve "sintomático" la baja cifra de padres que pidieron contraseña para votar

Más de 400.000 familias estaban convocadas este viernes a comunicar a la Administración su “preferencia por un programa plurilingüe” con mayoría de asignaturas impartidas en castellano o en valenciano. A falta de resultados oficiales, la consulta apenas ha contado con un 6% o un 7% de participación, en las estimaciones más optimistas. Era la cifra aproximada que daba Ginés Pérez, presidente de la Permanente de Directores de Primaria de Alicante, sobre la base de las credenciales solicitadas por los padres o tutores que querían votar. En la información facilitada por la Consejería de Educación esta semana les recordaba que se realizaría “de forma telemática a través de la web https://opina.edu.gva.es”.

 Aclaraba que “el usuario y la contraseña de acceso podrán solicitarlos antes del día 19 en el centro docente” donde esté matriculado el hijo. En los centros sondeados por las asociaciones de directores de Valencia y Castellón, “apenas un 5% de los padres o tutores ha solicitado la credencial”, aseguraba Vicent Ripoll, presidente de la primera, que había detectado incluso una decena de centros donde “nadie había pedido la contraseña”.

El Sindicat de Treballadors de l'Ensenyament (STEPV), que hizo el sondeo más amplio entre los centros, informaba a media tarde de que “solo un 2,6% de los padres había retirado la credencial”, con una participación ligeramente más alta en Castellón y algo más baja en Valencia. Por eso, “el resultado de la consulta queda totalmente invalidado”. La lectura de Escola Valenciana sobre la “irrisoria participación en la consulta lingüística ilegal” es que “las decisiones sobre el modelo lingüístico de cada escuela se toman en los consejos escolares”.

La consejera María José Català dijo no tener datos de participación, a la espera de que acabara a medianoche el plazo “para acceder a la plataforma y que los padres expresaran su opinión”. No consideró “sintomático” el número de credenciales solicitadas. Los directores consideraron la consulta “precipitada, inoportuna e innecesaria”. El STEPV la tachó de “rotundo fracaso”. La federación de padres FAPA-Valencia celebró la escasa participación por “la falta de garantías del proceso” y porque "·los padres ya expresan su preferencia lingüística a la hora de matricular a sus hijos pro primera vez en el sistema educativo".

Más información