Un atasco en el Hospital Clínico inunda la cocina de agua residual

La actividad en las instalaciones continúa para dar de comer a los pacientes La Consejería de Sanidad asegura que no hay riesgo para la salud alimentaria

El desagüe de las cocinas del Hospital Clínico emana agua de su interior.
El desagüe de las cocinas del Hospital Clínico emana agua de su interior.

El Hospital Clínico de Valencia ha amanecido este viernes con la cocina inundada por aguas residuales que, según explica el sindicato UGT, "emanaban de los aliviaderos por un atasco de los desagües generales". El sindicato ha notificado el incidente al Centro de Salud pública y el Servicio de Seguridad Alimentaria de Valencia porque, aseguran, en la cocina "se han cocinado así los desayunos y se sigue trabajando para servir los menús de los pacientes". Consultada al respecto, la Consejería de Sanidad asegura que se ha cambiado el menú y se cocina en otras dependencias de manera que no existe riesgo para la salud alimentaria.

El primer turno de cocinas, que según fuentes sindicales entra en funcionamiento cerca de las siete de la mañana, se ha encontrado con que las canaletas de desagüe del suelo de la cocina liberaban "aguas fecales" procedentes de su interior. La Consejería de Sanidad asegura que "rápidamente se han tomado medidas preventivas por seguridad alimentaria, acotando la zona y cambiando el menú programado" para poder servirlo. "Hay una cuba que está desatascando, los servicios de limpieza están continuamente recogiendo el agua que sale, pero a la vez se está cocinando y sirviendo la comida", ha precisado esta mañana José Santamaría, portavoz de UGT en el centro sanitario.

Una cuba trata de drenar el embozo en el sótano.
Una cuba trata de drenar el embozo en el sótano.

La Consejería de Sanidad ha asegurado que "los alimentos se están preparando en una zona diferente de dónde ha ocurrido la incidencia" y "el personal del hospital ha comunicado a los pacientes que percibirán una diferencia entre el menú que previamente estaba ofertado y el realmente presentado".

Representantes de las secciones sindicales de CCOO y UGT del departamento de Salud Clínico-Malvarrosa han explicado que los trabajadores han de realizar sus tareas "pisando estas aguas mientras manipulan los alimentos que van a ser consumidos por los pacientes del hospital". "Los cocineros y pinches están trabajando en unas pésimas condiciones y con el riesgo de caídas, contaminación, y olores de este servicio", han lamentado.

"La presencia de aguas residuales presenta, además, un alto riesgo de contaminación de los alimentos, y no sabemos si se garantiza la salubridad de los mismos", han añadido CC OO y UGT en una comunicado. El delegado de UGT en el centro sanitario, José Santamaría, ha explicado que durante la mañana el agua ha llegado al pasillo de medicina nuclear "por donde pasan pacientes inmunodeprimidos".

La Inspección de Salud Pública ha supervisando la incidencia para comprobar que no existe riesgo en cuanto a seguridad alimentaria y según fuentes de la Generalitat a esta hora, el atasco ya está solucionado, y se están realizando labores de limpieza para volver a normalidad.

Los sindicatos critican que, pese a las reiteradas denuncias, esta no es la primera vez que el Hospital Clínico de Valencia presenta problemas en su infraestructura. El pasado mes de agosto, unas obras de renovación de los equipos de ventilación en la sala de reanimación del hospital provocó un corte del aire acondicionado que afectó durante semanas a cientos de pacientes.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50