Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Junqueras llama a la desobediencia si el Constitucional veta la consulta

Convergència avisa de que respetará la legalidad y "las garantías democráticas"

Elena a la izquierda y Junqueras en el Ateneu Barcelonès. Ampliar foto
Elena a la izquierda y Junqueras en el Ateneu Barcelonès.

Las relaciones entre CiU y Esquerra se van tensando a medida que se acerca el día de la consulta soberanista, el 9 de noviembre. A las tiranteces causadas por el caso Pujol, ambos partidos han sumado una nueva pugna a cuenta de la respuesta al previsible veto del Tribunal Constitucional al referéndum. En una entrevista en Catalunya Ràdio, Oriol Junqueras, presidente de ERC, apostó por la “desobediencia civil”, lo que supondría sacar igualmente las urnas a la calle y llamar a la votación. “La máxima expresión de la desobediencia civil es votar. Los catalanes tienen el derecho y el deber de desobedecer, porque el derecho a votar es fundamental”, dijo.

Junqueras citó como referente a Martin Luther King y su lucha contra las leyes raciales y cuestionó la legitimidad del Constitucional. “Los derechos fundamentales están por encima de cualquier consideración supuestamente jurídica de un tribunal de nombramiento político que todos saben que actúa de forma arbitraria”. El republicano siempre ha pensado en echar mano de la desobediencia civil para responder a un veto del Constitucional. Junqueras ya propuso en noviembre “paralizar la economía catalana durante una semana” para presionar a favor de la consulta.

Las proclamas de Junqueras generan inquietud en CiU y el Gobierno catalán. Ayer la federación y el Ejecutivo se repartieron los papeles. CDC rechazó de pleno el desacato. La portavoz del partido, Mercè Conesa, avisó a Junqueras de que los nacionalistas solo celebrarán una consulta “en un marco de legalidad y con las garantías democráticas suficientes”. Un rechazo que compartió el líder de Unió, Josep Antoni Duran: “Tengo una deformación, que creo que es formación, jurídica, y es el respeto a la ley. Yo no compartiría eso”. El consejero de Presidencia, Francesc Homs, optó por otro tono. “Cada cual se expresa como considera oportuno”, apuntó, y calificó las palabras de Junqueras de “recurso literario”. Homs prefirió remarcar que ERC y CiU van de la mano en la consulta: “Lo que compartimos todos al 100% es la determinación y el compromiso para cumplir los acuerdos tomados”. Junqueras, en una rueda de prensa posterior a la entrevista, recogió el guante de Homs y aseguró que hay el “máximo entendimiento” con el Gobierno y que tiene “confianza absoluta” en Mas.

El líder de ERC subrayó su buen entendimiento con CiU reiterando su disposición a entrar en el Gobierno catalán para asegurar la consulta. Una frase que repite en los últimos meses, pero que no se ha traducido en conversaciones entre ambas formaciones para unirse en el Ejecutivo.

Pese a las diferencias a la hora de buscar una respuesta al Constitucional, CIU y ERC coincidieron en señalar que cuando llegue el veto habrá una decisión conjunta con ICV y la CUP para fijar el camino a seguir.

En una entrevista en el Financial Times, Artur Mas insiste en que la consulta debía tener “todas las garantías democráticas” para que fuera aceptada por la comunidad internacional. El presidente apuntó al rotativo que una hipotética victoria de los independentistas escoceses serviría de acicate para los secesionistas catalanes. En caso de independencia catalana Mas ve una negociación en la que se hable de “compartir una parte de la deuda, de los activos y de la carga de las pensiones”.

Francesc Homs califica de "recurso literario" la propuesta del líder republicano

El portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Alfonso Alonso, ha calificado de “temeraria e irresponsable” la llamada a la desobediencia civil de Junqueras y ha destacado que el Ejecutivo aplicará la ley y garantizará su cumplimiento. El portavoz parlamentario del PP ha añadido que las medidas que el Gobierno ha dispuesto para frenar esa consulta funcionarán, si bien no ha precisado cuáles son más allá de los recursos ante el Tribunal Constitucional contra la ley de consultas y contra la propia convocatoria de la consulta.

“El presidente del Gobierno no sólo es previsible, sino que también es previsor; todo está perfectamente estudiado y hay garantía de que el Estado de Derecho funcionará y la ley se cumplirá”, ha subrayado. Alonso ha añadido que nadie tiene ninguna duda de que el Gobierno hará cumplir la ley y “el que menos dudas tiene” de eso es el presidente de la Generalitat, Artur Mas.

Por su parte, frente a la posición de Junqueras de realizar la consulta pese al veto del Gobierno, el líder de los socialistas catalanes, Miquel Iceta, ha subrayado de nuevo que, tal y como se ha planteado, es "imposible" que se celebre el referéndum. El secretario general del PSC ha destacado que lo que le preocupa es si el día después va a ser posible recuperar la senda del diálogo, la negociación y el pacto.

Iceta subraya que, tal y como está planteado, es "imposible" que se celebre el referéndum

Iceta, durante un desayuno informativo celebrado en Madrid, donde ha sido presentado por el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha dejado claro que no hay salida posible al actual "atolladero" de Cataluña sin diálogo y sin una solución pactada que se consulte a los ciudadanos, y ha recalcado que esa no es la tercera vía, como se ha denominado, sino la primera y quizá "la única" para resolver la situación.

"Así no podemos seguir", ha aseverado el dirigente del PSC, quien ha señalado al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el ejemplo del primer ministro británico, David Cameron, que "no se refugia en el inmovilismo" y está proponiendo un nuevo acuerdo para mantener Escocia en el Reino Unido convencido "de que un pacto es más beneficioso para todos que la secesión".

En su intervención, Iceta también ha subrayado que la no celebración de la consulta, que el Gobierno recurrirá ante el Tribunal Constitucional en cuanto se convoque, será un "nuevo fracaso" del presidente de la Generalitat, Artur Mas. Un fracaso que no se puede permitir, por lo que ha opinado que, o Mas revisa su estrategia, "o lo mejor que puede hacer es irse".

En el mismo acto, el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha reiterado que es el momento de que España aborde un cambio constitucional "sin miedo y con responsabilidad" a fin de definir el destino del país para los próximos 35 años y dar una solución al problema político de Cataluña.

Para el líder del PSOE, "el auténtico riesgo" en Cataluña es "no hacer nada o romperlo todo", por lo que ha incidido en la necesidad de avanzar en el modelo federal que proponen los socialistas. Sánchez ha aprovechado la ocasión para dar su respaldo a Iceta, al que ha definido un "líder imprescindible" para promover la convivencia y el debate en Cataluña frente "al ruido y la furia" de los próximos días y semanas, en los que se celebrará la Diada y está prevista la aprobación en el Parlament de la ley de consultas catalana.

Más información