Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hacienda descarta más recortes pese a los 606 millones menos del Estado

La consejera confía en paliar la caída del presupuesto de 2015 con otros recursos

La consejera de Hacienda durante la rueda de prensa. Ampliar foto
La consejera de Hacienda durante la rueda de prensa. Efe

La voluntad del Gobierno andaluz es que los próximos presupuestos de la comunidad sean expansivos. Un objetivo que, hoy en día, no puede garantizar. En parte, porque ello dependerá, y mucho, de la recaudación por tributos propios y de los fondos procedentes de la Unión Europea. Así lo aseguró este viernes la consejera de Hacienda, María Jesús Montero, tras denunciar que las transferencias del Gobierno central caen en 606 millones de euros, un 3,7% menos que en el ejercicio anterior. Pese a este descenso, Montero se mostró confiada en que los presupuestos para el próximo año crecerán y negó tajantemente que la Junta vaya a acometer más recortes. “Esta caída del 3,7% no se va a trasladar al resultado final de los presupuestos”, sentenció la consejera.

Paralelo a la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), celebrada el pasado jueves, Montero señaló que el Ministerio de Hacienda, encabezado por Cristóbal Montoro, remitió a las comunidades por fax un documento con las transferencias vía modelo de financiación (entregas a cuenta y liquidación). “Montoro aseguró en la reunión que las transferencias iban a subir un 4,74%, pero la realidad es bien distinta. Andalucía recibirá 134 millones menos, a los que hay que sumar los 80 millones ya presupuestados en la liquidación de 2012 y que hace unos días el Gobierno nos quitó. Además, para cumplir con el objetivo de déficit del 0,7% del PIB, habrá que ajustar otros 392 millones”, resumió Montero, quien reiteró la necesidad de revisar el modelo de financiación para que Andalucía “deje de ser una de las más castigadas”.

Díaz declara unos ingresos de 59.053 euros, 800 euros menos que en 2012

Ante la caída de las transferencias estatales, Montero aseguró que el Gobierno andaluz trabaja para compensarla con los ingresos por impuestos propios y con los fondos procedentes de Europa. En el primer caso, y según los primeros datos estimativos, la consejera se mostró convencida de que la recaudación tributaria se incrementará este año. “No me puedo aventurar a dar cifras, pero parece que se comportan al alza”, señaló. En cuanto a los fondos europeos, la consejera aludió tanto a los programas 2007-2014 y a la reciente Agenda por el Empleo enviada a Bruselas. A estas dos vías, Montero sumó una: que el ministerio aplace a 20 años la parte correspondiente a la liquidación (negativa en 2013). Así se lo ha solicitado por carta a Montoro, a quien recuerda que la medida ya fue aprobada durante el Gobierno de Zapatero. “Ello permitiría a la Junta contar con otros 426 millones”, apreció.

En cuanto a la reducción del 1% de los intereses de los créditos del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), un mecanismo de rescate financiero de las autonomías, Montero aseguró que la medida aprobada el jueves en el CPFF no resuelve los problemas de “asfixia” de las comunidades, aunque se mostró “agradecida”. “Alivia el dolor pero no ataja el problema”, afirmó Montero, tras señalar que la medida supondrá para este año un ahorro de 73 millones y de 295 millones para el próximo. En este sentido, la delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo, pidió a Montero que “diga la verdad” y resaltó que Andalucía contará para los próximos dos años con 369 millones de euros para “actuaciones de sanidad, educación y servicios sociales”, informó Europa Press. “Andalucía sale muy beneficiada”, reiteró Crespo.

Con estas cifras sobre la mesa, la elaboración del presupuesto para el próximo año se antoja, en palabras del vicepresidente Diego Valderas, “una misión imposible”. Pese a ello, la consejera de Hacienda trazó este viernes dos líneas rojas: acometer nuevos recortes y subir los impuestos. Una postura que defendió el coordinador general de IU, Antonio Maíllo. “Los presupuestos tienen que ser de recuperación de derechos y, en ningún caso, de recortes añadidos”, afirmó. “El Gobierno trabaja en un presupuesto para crecer y en el que no haya más amenazas de más recortes”, afirmó la consejera, quien reiteró que el Gobierno andaluz trabaja para “blindar” los servicios públicos.

Montero califica de “aspiración” la recuperación de las pagas extra

A lo largo de su intervención tras la última reunión del Consejo de Gobierno antes de las vacaciones, la consejera evitó en todo momento, como sí hizo hace unas semanas Valderas, hablar de unas cuentas expansivas. “La vocación es que el presupuesto crezca, pero no se lo puedo garantizar. ¿Lo vamos a conseguir? Yo soy optimista”, afirmó la responsable de Hacienda. En cuanto al compromiso de la presidenta de recuperar los pluses de la paga extra para los funcionarios, Montero rebajó las expectativas y calificó esta medida como una “aspiración” que el Ejecutivo quiere cumplir. A este objetivo, Maíllo sumó otro: “la recuperación de los contratos en la sanidad pública”. Sobre este asunto, Montero se limitó a apuntar que el compromiso es que los trabajadores públicos vayan recuperando progresivamente todos sus derechos.

Sobre cómo puede afectar la caída de los ingresos del Estado a la hora de elaborar el presupuesto junto a su socio de Gobierno (IU), Montero se mostró confiada en que si el año anterior (cuando las transferencias estatales se redujeron en 1.200 millones) se alcanzó un acuerdo, este también se logrará. “Lo sucedido el jueves nos va a obligar a desentrañar más las claves del presupuesto del próximo año porque no vale cualquier presupuesto”, sentenció Maíllo.

Por otra parte, el Gobierno andaluz publicó en Internet la declaración de la renta de 2013 tanto de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, y de los consejeros como de sus cónyuges y parejas. Según esta información, Díaz declara unos ingresos anuales de 59.053,56 euros en el pasado ejercicio (unos 800 euros menos que en 2012) y Hacienda debe devolverle 1.498,64 euros. Su marido, José María Moriche, con quien comparte al 50% la titularidad de su vivienda habitual, declara 12.886,08 euros y solicita la devolución de 507,72 euros. En cuanto a los consejeros, el que más declara es el de Economía, José Sánchez Maldonado, con una base líquida de 86.250,61 euros (su mujer, 34.324,81 euros); seguido del consejero de Justicia, Emilio Llera, que declara 73.293,36 euros (su mujer, 49.184,45 euros).