Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Farolas sin cristales ante la crisis

Vecinos de Jaén critican la iniciativa del Ayuntamiento para abaratar los costes del alumbrado

Una farola sin cristales, en el centro de Jaén. Ampliar foto
Una farola sin cristales, en el centro de Jaén.

La situación de ruina económica que vive el Ayuntamiento de Jaén le ha llevado a adoptar una medida calificada como surrealista por el movimiento vecinal y los grupos de la oposición. El gobierno local del PP ha iniciado en el casco antiguo el proceso de eliminación de los cristales de las farolas. Lo hace con la finalidad de aumentar la luminosidad y, sobre todo, por la imposibilidad municipal de acometer la reposición de los cristales cuando se rompen, según les comunicó a las asociaciones de vecinos el concejal de Mantenimiento Urbano, Manuel del Moral.

La mayoría de las asociaciones de vecinos ha rechazado la medida, que califica como un “parche”. La presidenta de la federación OCO, María Cantos, advirtió de que la falta de cristales perjudicará la estética en el casco antiguo jiennense y apuntó que puede dar la impresión de que los cristales han sido destrozados. En la misma línea, el presidente de la federación Más Voluntades, Antonio Lozano, atribuyó esta “insólita” medida a la falta de mantenimiento por parte del Ayuntamiento, y lamentó que “siempre le toque al casco antiguo”. No obstante, la intención del Ayuntamiento es extender la iniciativa a todos los barrios de la franja sur de la ciudad.

Muchas más críticas ha recibido la medida entre la oposición municipal. El PSOE la califica como “chiste malo” y propia de “los inventos del tebeo”. La portavoz socialista, María del Mar Shaw, ironizó que esta sea la “medida estrella” del plan de ajuste municipal con la que el alcalde, José Enrique Fernández de Moya, “piensa sorprender al ministro Montoro para explicarle cómo va a hacer frente a los 439 millones de deuda que acumula el Consistorio”. “¿En qué capital han visto esto? ¿De dónde lo copian? ¿Con qué resultados?”, espetó la portavoz socialista.

Desde hace casi un año hay una nueva empresa concesionaria encargada del alumbrado público que, según la oposición, en este tiempo ha cosechado el descontento general de la población por no ser capaz de prestar un servicio con unos mínimos de calidad. “La capital luce a oscuras en muchos barrios y en zonas tan importantes como los polígonos industriales o el parque del Bulevar”, denuncia. El PSOE recuerda que la anterior responsable del servicio, Matinsreg, “trabajó sin contrato durante 12 meses embolsándose 1,2 millones e hizo menos aún por el sistema de iluminación”.