Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mas se plantea trasladar los actos institucionales de la Diada al Born

La Generalitat centrará la celebración en conmemorar el Tricentenario

Los actos institucionales de La Diada de l’Onze de Setembre no se celebrarán este año como se habían venido haciendo desde 2004. Coincidiendo con uno de los momentos álgidos del proceso soberanista y de la conmemoración del Tricentenario de 1714 el Gobierno catalán se plantea un “cambio profundo” en el formato que implicará trasladar el centro de gravedad de los actos institucionales al barrio del Born. Con ello pasaría a la historia el acto que se venía celebrando a mediodía en la Ciutadella desde que Pasqual Maragall presidió la Generalitat y que pretendía subrayar el carácter unitario de la jornada. El Ejecutivo entiende que el formato ya no tenía sentido, especialmente una vez el PP y Ciutadans se desmarcaron ya formalmente de los actos institucionales el año pasado.

La decisión final aún no está tomada y falta que el Gobierno acabe de consensuar sus pretensiones con el Parlamento de Cataluña, pero fuentes conocedoras de la negociación confirmaron ayer que el acto de este año “será diferente” al que se ha venido celebrando desde 2004. Se pretende que no se pierda definitivamente el espíritu de unidad institucional que había presidido la conmemoración hasta el año pasado y, al mismo tiempo, subrayar el “momento histórico” que afronta Cataluña en vísperas de la consulta soberanista planteada para el 9 de noviembre.

Entre las opciones que baraja el Gobierno de la la Generalitat está la de concentrar buena parte de los actos en la víspera de la Diada en los alrededores de Santa Maria del Mar, el Fossar de les Moreres y el Centro Cultural del Born. También se mantendría otro acto para la misma mañana de la Diada en un escenario cercano.

La Generalitat ya hizo un intento de cambio de formato el año pasado, que finalmente se abortó por falta de tiempo. Entre los otros escenarios que se han barajado las últimas semanas para llevar a cabo la conmemoración está la montaña de Montjuïc, concretamente el entorno de las columnas diseñadas por el arquitecto Josep Puig i Cadalfalch.

La Mesa del Parlamento catalán todavía no tiene constancia de los cambios que quiere introducir el Ejecutivo de Artur Mas. Los miembros del órgano de gobierno de la cámara esperan que en los próximos días se pueda cerrar el programa de la conmemoración.

El acto institucional de la Diada ha perdido relevancia los últimos dos años en buena medida debido al gran protagonismo que han tomado las manifiestaciones que se celebran por la tarde y que los últimos años han convocado la Asamblea Nacional Catalana y Omnium Cultural, entre otras entidades. Este año los independentistas esperan llenar con dos millones de personas la Gran Vía de Barcelona y la avenida Diagonal mediante una concentración que confluirá en la plaza de Les Glòries. El objetivo será defender la consulta soberanista del 9 de noviembre y reclamar la independencia de Cataluña. Los ensayos para promocionar esta manifestación ya han comenzado los últimos días en varias localidades catalanas.