Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UAB deberá devolver un complemento salarial a su personal administrativo

Una sentencia obliga a pagar la retribución, eliminada en 2012, a 750 trabajadores laborales

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) obliga a la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) a devolver parte del complemento salarial “plus campus”, que fue eliminado en 2012 en plena oleada de recortes. Ese año, los Presupuestos de la Generalitat eliminaban diferentes añadidos de las nóminas de los trabajadores públicos. El “plus Campus” es un complemento formado por una parte fija que recibían todos los empleados, de 373 euros anuales, y una variable, de 1.200 euros, para costear el comedor. La sentencia de la sala social considera que la parte fija de este complemento tiene una “naturaleza retributiva”, ya que “se asigna a todo trabajador por el hecho de serlo”.

El sindicato Col·lectius Assamblearis d’Universitats (CAU) presentó a finales de 2013 una demanda de conflicto colectivo que abasta a 760 trabajadores administrativos laborales, no funcionarios. Así, el monto que debe devolver la UAB a sus trabajadores suma 283.480 euros, correspondientes solo a 2012, aunque la cantidad se duplica si se tiene en cuenta 2013. La UAB pagaba este complemento a año vencido.

La portavoz del CAU, Neus Rubinat, asegura que habían planteado a la gerencia de la Universidad llegar a un acuerdo para devolver estas cantidades “en cómodos plazos”, pero las conversaciones no han llegado a buen puerto. “Es absurdo que no quieran negociar. Es un derecho que tenemos y si se cierran en banda debemos ir a los tribunales y gastar dinero en ellos”, lamenta Rubinat.

El rectorado, por su parte, asegura que presentará recurso ante el Supremo porque considera que este complemento era de productividad y que por ello quedaba afectado por el recorte de 2012. "Nosotros consultamos tanto a la Generalitat como a nuestros abogados y nos dijeron que el "plus campus" entraba dentro de los complementos salariales que se eliminaban. Si el Supremo confirma la sentencia, entonces tendremos que hablar con la Generalitat para que nos resarza por esta interpretación erróneo", comenta el gerente del campus, Joan Melcior.

Pero la batalla en los tribunales parece que se ampliará, ya que ahora el CAU quiere extender la petición a los trabajadores funcionarios. Desde el Colectivo AIDE explican que en este caso deben presentar un contencioso administrativo, que afectaría a unos 920 trabajadores. Si la justicia obligara a devolver también parte del complemento, el monto ascendería a más de 343.000 euros anuales.

Esta no es la primera sentencia que obliga a devolver parte del salario recortado a los trabajadores de las universidades. El año pasado los jueces determinaron que docentes y administrativos de los campus públicos debían recuperar parte de la paga extra, ya que el decreto de la Generalitat se había hecho con efectos retroactivos. Las universidades también han recurrido esta sentencia.