Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Medio Ambiente deriva a Murcia el cierre del vertedero de Abanilla

El Ayuntamiento de Orihuela denuncia que la empresa opera también en suelo alicantino

La Consejería de Medio Ambiente se ha deshecho rápidamente de la petición “urgente” de la Comisión Europea de clausurar el vertedero que la empresa Proambiente mantiene entre la pedanía oriolana de La Murada (Alicante) y Abanilla (Murcia). Según el director general de Calidad Ambiental, Vicente Tejedo, la actividad del vertedero se desarrolla en la parte murciana y compete a la Administración de la autonomía vecina el cierre de la planta de residuos.

Tejedo aseguró que el vertedero “está totalmente dentro de la región de Murcia” y que la Generalitat Valenciana se ha gastado en los últimos siete años nueve millones en clausurar los puntos ilegales ubicados en la Comunidad Valenciana. Sin embargo, en el Ayuntamiento de Orihuela tienen la certeza de que la empresa de la familia del cabecilla del caso Brugal, Ángel Fenoll, sigue aprovechando sus instalaciones de La Murada, un lugar en el que distintos eurodiputados han constatado numerosas violaciones de las directivas medioambientales europeas.

El pesaje y el taller de vehículos siguen utilizandose en la parte alicantina del vertedero. Además, el pasado agosto, el Ayuntamiento expedientó por novena vez a Proambiente por acumular residuos para generar energía. Los expedientes rondan ya los dos millones de multa.

"Lo que tiene que hacer la consejería es requerir a Proambiente que le expliquen cómo están cerrados dos vasos que sí están en Orihuela”, ha protestado Antonio Zapata, edil socialista de Urbanismo de Orihuela. “Es incierto que no tengan nada que ver, aquí ha habido muchos años actividad de vertido nunca fiscalizada por ninguna administración autonómica, provincial o local”, ha considerado el edil.

No fue hasta la llegada al gobierno oriolano de Los Verdes y PSPV-PSOE que se ordenó clausurar la entrada al vertedero por Orihuela. Al margen de si está en uso o no la parte oriolana, sí es cierto que varios municipios de La Vega Baja continúan vertiendo en la planta de Proambiente, entre ellos Torrevieja.

Posibles fugas en los vasos clausurados de Orihuela

Zapata ha recordado que en 2011 un informe técnico de la Consejería de Medio Ambiente de Murcia pidió el cierre de todo el vertedero y advirtió de las fugas que podrían existir en los vasos de la parte oriolana.

De lo que sí se quiere responsabilizar la consejería es de los vertidos en nueve fincas privadas del entorno del vertedero. Ha pedido al juez que investiga los vertidos, asunto dentro del caso Brugal, poder retirar los lixiviados (líquidos altamente contaminantes) que se encuentran en la zona.

La oposición parlamentaria ha reiterado la petición de cierre de la Comisión Europea. El socialista Francesc Signes ha resaltado que “por razones económicas inconfesables han propiciado que cerca de 400.000 toneladas estén enterradas en la zona sin tratamiento alguno”.

La diputada de Compromís Mireia Mollà ha pedido hoy a la consejera de Medio Ambiente, Isabel Bonig, “que detalle las medidas que prevé llevar a cabo después de que la Comisión Europea haya pedido con urgencia el cierre de la planta de Proambiente, por las numerosas irregularidades en su funcionamiento”.