Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE deja sola a IU en su propuesta de incrementar la presión fiscal

Los socios de coalición escenifican un desmarque ante las elecciones europeas

José Antonio Castro, en el Parlamento. Ampliar foto
José Antonio Castro, en el Parlamento.

Conforme se acerquen las elecciones europeas del 25 de mayo el desmarque de los dos socios del Gobierno andaluz, que compiten por el mismo espacio electoral, irá a más, pero sin ruptura. Lo sabe el PSOE, lo sabe Izquierda Unida y también, el Partido Popular. IU se ha quedado este jueves sola en la defensa de una propuesta para incrementar la presión fiscal con una iniciativa inocua para el Ejecutivo del que forma parte, porque la reclamación de nuevas figuras impositivas que pidió su portavoz de Hacienda, Ignacio García, iban dirigidas al Gobierno central. Socialistas y populares han votado en bloque en contra de la proposición.

IU intenta marcar distancias y poner en un brete a sus socios, llevando a votación propuestas que el PSOE comparte de manera global aunque no en su literalidad. Fue el caso de una iniciativa en la que defendía una reforma general del sistema tributario en el que la comunidad no tiene competencias. Una propuesta que comenzaba en su primer punto pidiendo el apoyo a la derogación de la reforma del artículo 135 de la Constitución que el Gobierno del socialista José Luis Rodríguez Zapatero y el PP de Mariano Rajoy pactaron en un pispás para santificar la estabilidad presupuestaria que imponía Bruselas. IU disparó con balas de fogueo sin llegar a importunar a sus coaligados y lo hizo con exquisitez y buenas formas, las mismas que empleó el portavoz de Hacienda del PSOE a la hora de esquivar los balines.

“Pedimos el apoyo de la Cámara especialmente de aquellos que dicen que no comparten la filosofía del Gobierno central”, ha dicho García. Por parte de “aquellos” intervino el socialista José Caballos, quien ha comparado el envite a cuando en la época de la dictadura se pasaba a la firma documentos con la advertencia de que si no se suscribían se estaba con Franco. “Pues, no”, le ha dicho al diputado de IU.

Castro apremia a Díaz a cumplir el pacto legislativo pero “sin meter bulla”

García ha intentado visualizar las contradicciones del PSOE en materia fiscal, ya que algunas de las propuestas de su iniciativa eran prácticamente idénticas a compromisos que los socialistas incluyeron en su programa de las elecciones generales últimas. Entre ellas, la de crear un impuesto sobre la riqueza que sustituya al de Patrimonio o la modificación de legislación que regula las Sociedades de Inversión de Capital Variable (Sicav), a través de las cuales las grandes fortunas canalizan sus inversiones. García también le ha reprochado, con buen tono, que el PSOE pida la reducción del IVA para las peluquerías pero no lo haga para otros sectores. Y le ha recordado que el pacto de gobierno suscrito por ambas fuerzas incluye un paquete de nuevas medidas fiscales aún pendiente de aprobación, como, por otra parte, se encuentra la mayoría de los compromisos legislativos acordados. “La credibilidad se extiende a lo que se firma”, le ha afeado García.

El PSOE ni siquiera ha pedido votación separada de algunos de los puntos planteados por IU, toda vez que es conocida el rechazo de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, a incrementar más la presión fiscal. Y eso que Caballos ha dicho compartir el diagnóstico y algunas propuestas de sus socios, sin aclarar cuáles. “Compartimos el diagnóstico e invitamos a IU a unir las fuerzas de progreso para oponernos a la contrarreforma fiscal del PP”, explica.

Esta es la primera vez que el PSOE arrumba por completo una iniciativa de su socio. En otras ocasiones, el PSOE no ha suscrito algunas resoluciones concretas, otras sí o las ha enmendado.

IU aprovechará la pérdida de la votación para intentar equiparar ante sus bases y su electorado al PSOE con el Partido Popular. Los socialistas no le dan mayor importancia y la interpretan como una discrepancia normal con vistas a las elecciones europeas. Por el contrario, dirigentes del PSOE han resaltado las palabras del portavoz de IU, José Antonio Castro, en el debate con Susana Díaz, durante la sesión de control. Castro, que en otra ocasión proclamó que IU “aprieta pero no ahoga”, ha reclamado a la presidenta andaluza diligencia, rapidez y celeridad en el cumplimiento legislativo del pacto de gobierno pero “sin meter bulla ni estrés”.