Salud prevé vacunar contra la tos ferina a 35.000 embarazadas

La iniciativa, pionera en España, costará 300.000 euros El objetivo es que los menores estén protegidos contra esta enfermedad desde el nacimiento

La Agencia de Salud Pública de Cataluña recomendará a todas las embarazadas que se vacunen contra la tos ferina entre las 27 y las 36 semanas de gestación para transmitir a los bebés, a través de la placenta, anticuerpos que los protejan de la enfermedad desde el nacimiento.

La tos ferina afecta con mayor frecuencia y virulencia a los niños menores de un año. En un 20% de los casos en este grupo de edad, la enfermedad produce neumonía y, en mucha menor medida, puede causar convulsiones y encelopatías. La tos ferina causó la muerte a nueve bebés de menos de un año en Cataluña entre 2008 y 2011.

Salud calcula que unas 35.000 embarazadas —la mitad de la media anual de mujeres que esperan un hijo en Cataluña— accederán a ponerse la vacuna, que cuesta ocho euros, por lo que el coste de la campaña rondará los 300.000 euros.

Actualmente, la vacuna contra la tos ferina se administra en Cataluña en cinco dosis. La cobertura vacunal es del 90%.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS