Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alicante desbloquea la ampliación del parque científico de la Universidad

El Ayuntamiento y la Universidad inician los trámites para urbanizar 150.000 metros de institutos

El Ayuntamiento de Alicante, que dirige Sonia Castedo, y la Universidad de Alicante, cuyo rector es Manuel Palomar, han acordado desbloquear la ampliación del parque científico que permitirá urbanizar 150.000 metros cuadrados que albergarán edificios de institutos de investigación y empresas.

La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento Alicante ha aprobado este martes, inicialmente, un convenio de colaboración para regular las relaciones en materia urbanística entre el Ayuntamiento y la Universidad de Alicante (UA) con respecto a la zona de ampliación del campus actual hacia el término municipal.

El convenio, que deberá ser aprobado definitivamente en el próximo pleno municipal, prevé la tramitación de instrumentos de ordenación, así como el otorgamiento de las licencias de edificación y actividades derivadas de la ampliación del campus, según han informado en sendos comunicados tanto fuentes del consistorio como de la UA.

"Hoy empezamos a caminar, se desbloquean los trámites para poder empezar a construir", ha explicado Rafa Muñoz, vicerrector de Campus y Sostenibilidad, quien confía antes de que finalice el presente curso académico haya finalizado todo el proceso administrativo.

La primera de las actuaciones que se ejecutarán en el marco de ese convenio será la modificación del Plan Especial de Reserva de Suelo Dotacional de la UA, un documento urbanístico elaborado por la propia universidad para su ampliación.

El objetivo principal de dicha modificación, que el consistorio se encarga de tramitar administrativamente, es adecuar el planeamiento a la situación existente en la actualidad, referida tanto a las condiciones urbanísticas como a las de orden económico.

Entre las modificaciones más importantes se encuentran la ampliación de usos compatibles al resto de usos de equipamientos y la aclaración del uso tecnológico o de investigación con permisividad industrial, como embrión del futuro Parque Científico.

Sobre la ordenación del viario y la edificabilidad, se mantiene la estructural general aprobada, aunque se realizan pequeñas variaciones con la finalidad de adaptar la zona de ampliación a la filosofía del campus actual con edificios ligeros de poca altura, circulación periférica, zonas peatonales, reservas vegetales sostenibles y carril bici, entre otras. Los metros construidos serán los mismos, pero los edificios tendrán menos altura, según ha matizado Muñoz.

Al tratarse de una modificación de planeamiento, tras la aprobación en la Junta de Gobierno Local, el procedimiento para la aprobación de esa modificación requiere el acuerdo plenario antes de someterla a exposición pública.

Después de la resolución de las alegaciones que pudieran presentarse, pasará nuevamente por el pleno municipal para su aprobación provisional y su posterior remisión a la Consejería de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente para su ratificación definitiva.

Más información