Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El aeropuerto de El Prat supera en agosto por primera vez al de Barajas

Las instalaciones marcan su récord histórico en un único mes con 3,9 millones de pasajeros

Barcelona gana 31.700 pasajeros mientras que Madrid pierde medio millón

Terminal 1 del aeropuerto de El Prat.
Terminal 1 del aeropuerto de El Prat.

El aeropuerto de El Prat acabó el pasado mes de agosto con la imbatibilidad de Barajas. Lo superó por primera vez en número de pasajeros, sacándole una ventaja de más de 103.000 usuarios gracias al tirón de la campaña turística, liderada por sus aerolíneas líder, las low costVueling y Ryanair. Pero sobre todo por el descalabro que viene sufriendo el aeropuerto madrileño en los últimos años, arrastrado por la crisis en la que está sumida Iberia, su aerolínea de referencia, tocada por la reducción de su clientela y obsesionada en el ejercicio de enjugar pérdidas y recortar plantilla. Mientras que Barcelona ganó el pasado mes 31.700 pasajeros (hasta 3.905.840 pasajeros, un 0,8% más)), Madrid perdió medio millón (3.801.929 usuarios, un 11% menos).

El aeropuerto barcelonés ha logrado dar el sorpasso pese a su incapacidad de erigirse en un hub internacional, anhelo que desapareció con la quiebra de Spanair. En contrapartida, es un referente de los vuelos punto a punto y ha aflorado en El Prat una aerolínea que está ejerciendo de contrapeso frente al liderazgo de Barajas: Vueling. La compañía de bajo coste está llamada a convertirse en una referencia para International Airlines Group (IAG), el grupo surgido de la fusión entre Iberia y British Airways, a la que también se incorporó tras una OPA lanzada a finales del año pasado. Tras esta, el consorcio le ha dado toda la confianza garantizándole la renovación de su flota de aeronaves y aportándole capacidad para aumentarla —incluso doblarla.

Se trata de una decisión que los analistas ven como la apuesta para que la aerolínea tome el relevo de Iberia en el corto y medio rango a no ser que la excompañía de bandera se ponga las pilas, dada su capacidad para dar beneficios en ese segmento de negocio. La cuestión es si IAG dará permiso a Vueling para crecer también en Barajas, bastión de Iberia.

El doble récord de agosto —nunca se había superado a Barajas y nunca El Prat había dado servicio a tantos pasajeros— previsiblemente no tendrá continuidad durante el resto del año, con el fin de la temporada estival en Cataluña y el reinicio de los viajes de negocios de Madrid. Pero la vuelta a la normalidad previsiblemente continuará mermando la diferencia que Barajas saca a Barcelona, como ha sucedido en los últimos años. Entre enero y agosto Madrid acumula 2,7 millones de pasajeros más que Barcelona. Hace doce meses esa diferencia era de casi siete millones. Mientras que la capital catalana crecía, la española caía y cuando Barcelona empezó a encogerse, el tráfico de Madrid lo hacía a más velocidad.

Curiosamente, el mismo día que Aena confirmaba que El Prat se convertía por un mes en el mayor aeropuerto de su red por volumen de pasajeros, la empresa dependiente del Ministerio de Fomento se negó a facilitar la cifra de Barajas hasta la hora del cierre de la Bolsa, en la que cotiza IAG.

El crecimiento de pasajeros experimentados por la capital catalana contrasta con la reducción de operaciones de aeronaves, que cayó un 2,5% (27.513). En lo que va de año esa cifra se ha reducido un 5,4%, una prueba de la optimización de rutas que están llevando a cabo las aerolíneas ante el actual contexto económico y que ha permitido que los aviones vayan cada vez más llenos.

Por detrás de Barcelona y Madrid se situó el aeropuerto de Palma de Mallorca, con 3,55 millones de pasajeros, un 1,6% más. En total, en la red de aeropuertos de Aena se efectuaron 185.867 movimientos de aeronaves durante el mes.

Las cifras

dani cordero

Victoria en agosto. Barcelona cierra el mes más fuerte del verano con 3,8 millones de pasajeros, su récord histórico mensual, mientras que Madrid tuvo 3,8 millones de usuarios.

Menos diferencias. Barajas continúa siendo el aeropuerto con mayor tránsito, con 26,5 millones de pasajeros entre enero y agosto. Barcelona contabiliza 23,8 millones. Esa diferencia, no obstante, se está reduciendo en los últimos años.

Menos operaciones. Pese al alza en el número de pasajeros, las aerolínea continúan reduciendo el número de operaciones para optimizar costes.

Más información