Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sánchez-Camacho dice que cobra “lo mismo” que otros dirigentes del PP

La dirigente del Partido Popular de Cataluña argumenta que tiene dedicación completa al partido

Alicia Sanchez-Camacho, presidenta del PP catalán.
Alicia Sanchez-Camacho, presidenta del PP catalán. EL PAÍS

La presidenta del Partido Popular de Cataluña, Alicia Sánchez-Camacho, intentó justificar ayer que el PP le triplicara su sueldo en plena crisis económica asegurando que no recibe nada que no merezca. “Cobro lo que me corresponde, como todo el mundo, hago un trabajo y me pagan por él”. Sánchez-Camacho afirmó que ni de lejos es la única que ha cobrado sobresueldos o retribuciones extra de partido en el PP catalán: “Hago lo mismo que han hecho otros presidentes del partido”. Y utilizó argumentos que no se corresponden con la documentación que tiene el juez que investiga el caso Bárcenas.

Sánchez-Camacho cobró del partido en 2011 un total de 113.633 euros brutos, a lo que hay que sumar sus retribuciones como senadora y dietas parlamentarias. En total, unos 180.000 euros brutos. En 2009 su retribución de partido era de 35.277 euros.

El Partido Popular complementa el sueldo de varios de sus dirigentes regionales, pero en ningún otro caso ha habido incrementos tan sustanciales los últimos años. Estos argumentos obedecen, según Sánchez-Camacho, a que el partido puede retribuir a sus dirigentes según la dedicación que tengan al partido. “Hay años que ha habido campañas electorales, a veces incluso más de una en un mismo año”, ha recordado justificando así que la participación en mítines u otros actos pueda conllevar sobresueldos. Pese a ser jefa del grupo Popular en el Parlamento catalán y a su condición de senadora, Sánchez-Camacho aseguró tener dedicación exclusiva al partido. “Cuando he sido presidenta provincial [hasta 2008] jamás he cobrado porque no tenía dedicación exclusiva, pero ahora sí la tengo”, dijo.

Sánchez Camacho negó validez a algunos de los datos publicados ayer por este periódico y que constan en la documentación que Hacienda a enviado al juez Pablo Ruz. Concretamente, Camacho aseguró que no se le ha triplicado el sueldo porque los datos de 2009 corresponderían, en realidad, a 2008, cuando fue presidenta del partido solo desde el mes de julio. Según su argumentación no se podría comparar pues un ejercicio con otro.

Sin embargo, esto no es lo que se refleja en los datos del sumario del caso Bárcenas. Según estos documentos, lo que cobró en 2008, cuando fue elegida presidenta, fueron 20.462 euros, cantidad que subió a 35.000 en 2009, primer ejercicio completo al frente del partido en Cataluña. Así pues, su sueldo como presidenta del PP catalán se le habría más que triplicado en sus tres primeros años completos en el cargo, pasando de 35.000 a 113.000 euros.

Además, Sánchez-Camacho negó haber cobrado sobresueldos y defendió que ha ingresado de manera transparente, por transferencia y con retenciones: “A diferencia de otros que no sabemos qué cobran del partido y en los que no hay una transparencia como la que está teniendo el PP”. “Me gustaría que todos explicasen lo que cobran, porque solo se les pregunta a los responsables del PP”, lamentó.

Más información