Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Santiago tiene más de 30 zonas sin alumbrado público por el robo de cobre

El Ayuntamiento pagará los arreglos porque en el contrato con la adjudicataria no contempla la reposición por robos

El Ayuntamiento de Santiago mantiene desde hace meses más de 30 zonas sin alumbrado debido al robo de cableado con el fin de extraer cobre, producido principalmente en zonas del rural, para lo cual se prevé una solución "lo más urgente posible", según ha apuntado este viernes el concejal responsable de la Brigada de Vías e Obras, Juan de la Fuente.

Así lo ha destacado en rueda de prensa Juan De la Fuente, en la que ha señalado que "hay muchísimas" calles sin alumbrado público, antes de pasar a relatar la totalidad de las mismas -a preguntas de los medios- entre las que se encuentran zonas como Villestro, Volta do Castro, Figueiras, túnel de Castiñeiriño, Casal de Horta o Salgueiriños. Al respecto, ha informado de que "las negociaciones van muy avanzadas" con la empresa concesionaria del mantenimiento del alumbrado pública, Daviña, para proceder a los arreglos, y agrega que el Ayuntamiento lamenta "profundamente estos robos". "La solución está a punto de llegar y se dará en unos días", ha aclarado De la Fuente, al tiempo que ha informado que, este viernes, tanto él como el alcalde, Ángel Currás, han mantenido un acuerdo con la empresa encargada de los arreglos.

En este sentido, ha señalado que estos robos se llevan produciendo desde hace año y medio, y que se ha reunido con vecinos de diferentes zonas para conocer sus preocupaciones. Según ha explicado De la Fuente del pago de los arreglos se encargará el Ayuntamiento, que estima serán de más de 100.000 euros para reponer cable, tras el gasto que ya se había hecho para este fin de 180.000 euros mientras su antecesor en el departamento de Obras, Luis Bello, estaba en el cargo. El Ayuntamiento pagará estos arreglos porque en el contrato que tiene con Daviña no contempla la reposición por robos, aunque ha destacado que en nuevos pliegues la empresa adjudicataria deberá asumir estos gastos.