El abogado que insultó a los indigentes no será procesado por un defecto formal

La Audiencia Provincial de Madrid califica de “inadmisibles” sus insultos contra los mendigos El escrito de defensa estaba sin firmar, por lo que no se le puede imputar a nadie

El abogado Ángel Pelluz, en el centro de la imagen.
El abogado Ángel Pelluz, en el centro de la imagen.CARLOS ROSILLO

Ángel Pelluz, el abogado de 90 años que declaró que los “indigentes no son personas humanas sino cánceres de la sociedad que deben ser extirpados” y que “la mierda siempre se ha recogido”, no será procesado por sus declaraciones, unas, como estas, hechas a cámara y micrófono, y otras similares, redactadas en un escrito de defensa, en el que consideraba repulsiva la mendicidad y decía añorar la Ley de Vagos y Maleantes.

La Audiencia Provincial de Madrid ha rechazado, en un auto conocido ayer, la petición hecha por la fiscalía para que deduzca testimonio de estas palabras, es decir, pida a un juzgado de instrucción que investigue si es delito de incitación a la violencia lo dicho por el letrado para defender a dos acusados de haber dado una brutal paliza a un indigente. Y no lo hace no porque no considere delictivo lo dicho, sino por un defecto de forma: el documento no llevaba la firma del letrado. Por este motivo, y porque contenía alusiones a otros acusados del proceso a los que él no defendía, la Sección Séptima devolvió con un reproche los papeles a Pelluz y le pidió que los escribiera de nuevo.

Más información

Según el auto, el letrado presentó un nuevo escrito de conclusiones provisionales, esta vez con su rúbrica y sin rastro de la “eximiente de provocación” —decía que la culpa de la agresión la tenía la propia víctima porque nadie quiere suciedad ni chinches ni ratas a la puerta de su casa— que alegaba en el anterior texto. Además, el abogado de oficio incluía una disculpa ante la sala. Pero Pelluz pedía perdón por haberse referido a Mykhaylo Tsyku, condenado el miércoles a 10 años de cárcel, no por decir que “si trabajar es un derecho, también es un deber y la vagancia no está recogida en nuestra Carta Magna".

Aunque la Audiencia califica sus palabras escritas de “inadmisibles”, considera que la ausencia de firma impide la adopción “de cualquier tipo de decisión sancionadora o de imputación de responsabilidades al letrado” por el primer texto. Para la sala, las manifestaciones de viva voz son “más peyorativas” aún, pero tampoco puede actuar porque “en modo alguno fueron vertidas en las sesiones del juicio oral” sino en los medios. “Este tribunal, a través de su presidenta, lo no habría permitido", remacha el auto, que termina invitando a la fiscalía a ejercer acciones contra el abogado si así lo estima oportuno.

El fiscal jefe de Madrid, Eduardo Esteban, también entiende que, a pesar de haber sido remitido por la defensa, un escrito sin firma “no es imputable a nadie” y que el letrado lo “subsanó a tiempo”, pero avanza que “el caso no va a acabar aquí”. El escrito fue limpiado de todo insulto, pero sus palabras están grabadas. “Estamos estudiando sus manifestaciones en algunos medios y, si entendemos que hay un hecho delictivo, se interpondrá una denuncia”, explica Esteban, que precisa que la fiscalía estaba “esperando a ver qué hacía la Audiencia con el escrito para tratar conjuntamente ambos casos”. “Si no es un delito pero sí incorrecto, se dará parte al Colegio de Abogados por si lo consideran sancionable”, añade.

Este periódico no pudo conseguir ayer por la tarde una valoración del Colegio de Abogados al carpetazo dado por la Audiencia. Este organismo prometió en su día que iba a actuar de oficio y a aplicar estrictamente “la normativa deontológica que regula la actuación de los abogados”. Según una portavoz, están a la espera de que la Audiencia les remita oficialmente el escrito ofensivo, 24 días después de que se conociera públicamente, para estudiar si le abren o no expediente. Mientras todo esto se decide, Pelluz, que lleva 61 años ejerciendo, está convaleciente. Se recupera de una operación a la que se sometió hace unos días para extirparle un cáncer.

Sobre la firma

Victoria Torres Benayas

Redactora de la sección de Madrid, también cubre la información meteorológica. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, cursó el máster Relaciones Internacionales y los países del Sur en la UCM. En EL PAÍS desde el año 2000, donde ha pasado por portada web, última hora y redes, además de ser profesora de su escuela entre 2007 y 2014.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción